Público
Público
Únete a nosotros

Al menos cuatro personas mueren en una explosión cerca de una mezquita en Nigeria

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Al menos cuatro personas murieron hoy en una explosión ocurrida en un mercado cercano a una mezquita en la ciudad nigeriana de Maiduguri (norte del país), informaron hoy a Efe testigos presenciales.

Musa Shuaibu, residente de Maiduguri, localidad bastión de la secta islámica radical Boko Haram, aseguró haber visto cuatro cadáveres en los alrededores del lugar de la explosión, que ocurrió poco después acabar el rezo de los viernes, cuando hay una mayor afluencia de practicantes musulmanes.

"Creo que era un artefacto explosivo que fue lanzado al mercado desde un coche en marcha", detalló Shuaibu.

Aunque el portavoz para la Fuerza Conjunta Militar desplegada en la ciudad, el general Isa, confirmó el incidente a la Agencia de Noticias de Nigeria (NAN), no quiso detallar el número de víctimas que se había producido.

Este no es el único ataque que se ha producido esta semana contra la comunidad musulmana de Nigeria, puesto que el pasado miércoles al menos siete personas, seis de ellas niños, resultaron heridas al explosionar un artefacto casero en una escuela coránica en el sur del país.

La explosión de hoy, que parecía tener como objetivo los fieles que acudían a una de las mezquitas de Maiduguri, se produce cinco días después de que un ataque coordinado de los radicales islámicos de Boko Haram sobre varias iglesias cristianas dejara al menos 43 muertos el día de Navidad.

Como consecuencia de aquel atentado, la Asociación Cristiana de Nigeria (CAN, sus siglas en inglés) anunció que esa comunidad se defenderá por sus propios medios si es atacada de nuevo.

"La comunidad cristiana está perdiendo rápidamente la confianza en la habilidad del Gobierno a la hora de proteger nuestro derecho a la libertad de religión y a la vida", dijo el presidente de la CAN, Ayo Oritsejafor.

"La opinión generalizada de la comunidad cristiana de Nigeria es que no se nos ha dado otra opción más que la de responder apropiadamente si se producen más ataques sobre nuestros miembros, iglesias y propiedades", agregó.

Ante las declaraciones del presidente de la CAN, que empeoran el ya tenso ambiente, el jefe de Estado del país, Goodluck Jonathan, ha pedido a los cristianos y musulmanes que trabajen juntos para combatir el terrorismo.

"Insto a los líderes religiosos, tanto musulmanes como cristianos, a que trabajen unidos, porque el terrorismo es como un cáncer: brota en un lugar determinado pero se extiende a todos los órganos del cuerpo", afirmó Jonathan.

Nigeria es, con más de 150 millones de habitantes, el país más poblado de África; alrededor del 50 por ciento son musulmanes, la mayoría de los cuales residen en la mitad norte, y el otro 50 por ciento son cristianos asentados en la mitad sur.

Más noticias en Política y Sociedad