Público
Público

La Audiencia Nacional confía en una rápida solución

No se prevé una instrucción larga para juzgar a los piratas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Audiencia Nacional confía en una rápida solución para los dos piratas apresados en aguas del Índico por militares españoles. Fuentes jurídicas indicaron que la instrucción de la causa abierta contra ellos no tiene por qué ser larga, porque con las diligencias practicadas hasta ahora y las que se realicen en los próximos días, puede haber ya suficiente para juzgarles.

Aunque todavía quedan algunos pasos en la instrucción. Por eso, el juez Santiago Pedraz rechazó ayer la primera propuesta formal presentada por el abogado del pirata Abdu Willy. El letrado Francisco Javier Díaz Aparicio abogaba por retirar la acusación de asociación ilícita que pesa sobre los piratas apresados y transformar las diligencias abiertas en procedimiento abreviado, el trámite judicial previsto para los delitos penados con no más de nueve años de cárcel.

Pedraz rechaza rebajar la acusación como pidió ayer un abogado defensor

Pedraz rechaza la propuesta por no ser el momento procesal oportuno para determinar los hechos que se imputan a los piratas, porque todavía se está en fase de instrucción.

El juez espera la contestación del jefe del Estado Mayor de la Defensa, José Julio Rodríguez, al que ha pedido que ratifique las diligencias de apresamiento de los piratas Abdu Willy y Raageggesey Adji Haman, e identifique a los militares que participaron en la operación, a los que ya no se cree necesario interrogar. Y el resultado del volcado de los teléfonos que se intervinieron a los imputados se espera como muy tarde para el lunes.

Entonces, ¿cuándo se podrán concretar los delitos que se imputan a los detenidos? Cuando se dicte auto de transformación en procedimiento abreviado, una opción muy poco probable dada la gravedad de los hechos por los que están en prisión. Si se tramita, como parece previsible, bajo la fórmula de sumario, será en el auto de procesamiento.

La Fiscalía no considera otro escenario que el de una condena

Díaz Aparicio explica que la Fiscalía no acusa a los piratas de detención ilegal y que la Sala de lo Penal de la Audiencia no mencionaba el robo con violencia y uso de armas, por lo que considera que la imputación contra su cliente y su compañero preso se limita a las detenciones ilegales con la duración que tenían cuando fueron arrestados (dos días).

Hasta ahora, el letrado se había escudado en que eran cómplices y no autores de estos hechos y que se les podría poner una pena inferior a seis años de cárcel que permitiera expulsarles a Somalia.

Sin embargo, él mismo es consciente de que sin la aquiescencia de la Fiscalía es complicado que se dé ese supuesto. Y no es que empezara con buen pie su relación con el Ministerio Público, que no considera otro escenario para los piratas somalíes que una condena por su participación en el secuestro.

'Si quiere ayudar a que el proceso sea rápido, que acepte la condena que propondrá la Fiscalía y así no habrá necesidad de que haya juicio', apuntan fuentes fiscales.

Con este panorama parecen lejanas otras propuestas que han salido a la luz estos días, como celebrar un juicio rápido o acusar a los piratas de encubrimiento, un delito pensado para ilícitos muy diferentes, como el blanqueo de capitales.

Más noticias en Política y Sociedad