Público
Público

El Barça, ante el peor de los escenarios tras perder la ventaja de campo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Barcelona afrontará mañana contra el Real Madrid (22:00 horas) el tercer partido de la final de la Liga con casi todo en contra, después de haber perdido en el Palau el viernes el factor de campo, tras la derrota con la que la eliminatoria quedó empatada (1-1).

El peor escenario que preveía el Barça se ha dado, después del tropiezo en el segundo partido cuando lo tenía casi todo a su favor para dejar un esperanzador 2-0 en la final, en un encuentro que no fue del agrado del equipo técnico azulgrana, que protestó mucho decisiones que creyó que le perjudicaron.

Ahora, el Barça se la tiene que jugar en Madrid, donde desconoce la aportación que le podrán ofrecer dos de sus jugadores indispensables, como son Juan Carlos Navarro y Noniface N'Dong.

El alero catalán no acaba de superar la fascitis plantar que le se está persiguiendo desde hace meses, mientras que el pivote no debió participar en el segundo encuentro por problemas en la rodilla, pero finalmente quiso estar con los suyos. Después del partido, N'Dong se ha resentido de las molestias y aunque ha mejorado sensiblemente, se desconoce en qué estado afrontará el partido de mañana.

El Barça se ha encontrado a un rival duro de roer, al que le dio un repaso en el último cuarto del primer partido, y obtuvo un triunfo imposible (81-80) tras ir con una desventaja de diecisiete puntos, pero vio cómo los madridistas hicieron lo propio en el segundo choque con un recital de triples y un final de partido estelar.

Después de dos partidos que han generado muchas dudas en el equipo catalán, el Barça necesita del talento de sus jugadores referencia como Lorbek o el mismo Eidson, un jugador que debería aportar experiencia y puntos, cuyo rendimiento está siendo muy cuestionado.

Por otra parte, en las rotaciones, el Barça tampoco está encontrando jugadores que aporten el plus que busca Xavi Pascual.