Público
Público

Bazell dice que conocer la vida de un escritor le lleva a apreciar más su "tarea de médico"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El norteamericano Josh Bazell, que hoy ha presentado en Barcelona "Burlando a la Parca", un superventas en su país a medio camino entre "House" y "Los Soprano", ha afirmado que conocer bien la vida del escritor profesional le hace apreciar, todavía más, su trabajo como médico, que no piensa abandonar.

Bazell, que también ha sido guionista de películas en Hollywood, irrumpió con fuerza hace unos meses en el panorama literario estadounidense con su primera novela, que en España publican ahora Anagrama (castellano) y Bromera (catalán), protagonizada por Peter Brown, un médico de urgencias en un hospital de Manhattan que antes fue un esbirro de la mafia.

Acompañado por sus editores españoles, el novelista ha estado de acuerdo este mediodía con aquellos que ven a su personaje con algunas características del televisivo Gregory House y también con los que ven un trasfondo de "Los Soprano" en su obra, aunque "la lesión de la pierna de Brown no es exactamente la misma que la de House".

El escritor, que ha pasado temporadas en Sevilla y Madrid, ha indicado que sus conocimientos de la mafia provienen de su infancia, puesto que vivió en un barrio de Nueva York en el que estaba muy presente, y también porque es aficionado a leer biografías de mafiosos acogidos a programas de testimonios protegidos, "personas terribles y espantosas".

En cuanto a su trabajo -es médico residente de la Universidad de California en San Francisco- ha dado a conocer que cuando era estudiante también colaboró con el departamento médico de la policía de Nueva York y pudo practicar autopsias y estar en algunas escenas de crímenes.

Con estos mimbres ha construido una historia transgresora, bien aceptada por crítica y público, en la que el lector conocerá las andanzas de un particular médico con un vacío de identidad y se adentrará por los laberintos de la mafia, en los que la venganza es el motor principal.

Preguntado sobre cómo han acogido sus compañeros médicos la novela, Bazell ha indicado que positivamente, "al menos" ante él, y ha agregado que "lo que queda reflejado del sistema sanitario, los médicos lo ven como una plasmación de la realidad".

Precisamente, ha apuntado que los profesionales de la medicina tienden a leer el libro más como una narración médica que de la mafia.

En cuanto a su oficio, ha señalado de forma taxativa que ejercer como médico "nunca" le ha decepcionado, por su servicio público, mientras que su trabajo anterior en Hollywood y su actual experiencia le hacen apreciar "todavía más" su trabajo como médico.

Incluso ha ido más lejos y ha llegado a aseverar que ahora es un hombre afortunado y vive como un lujo el hecho de "no estar obligado a escribir guiones para Hollywood".

Aunque tiene poco tiempo, porque en algunos períodos también ejerce como voluntario y ya está trabajando en un nuevo título con Peter Brown de protagonista, ha advertido de que no tendrá nada que ver con su primera novela, apostillando que su objetivo primordial "es mantener la frescura y el efecto sorpresa".

Asimismo, tiene claro que habrá un tercer y último título de la saga protagonizada por Brown. "Después, creo que será su final", ha precisado.

Inevitablemente, el doctor Josh Bazell, cuya meta es ahora formarse como psiquiatra, ha acabado dando su opinión sobre la reforma sanitaria que propugna el presidente Barack Obama. "Como médico creo que deja mucho que desear y que se queda corto. Para cualquier médico preocupado por la salud, la principal prioridad es el paciente, no lo que se ingresa, y eso sólo lo puede garantizar el sistema universal".

Más noticias en Política y Sociedad