Público
Público

El BBVA urge al Gobierno a hacer reformas para evitar el contagio

El banco ganó en el primer trimestre 1.240 millones de euros, un 0,2% más

V. ZAFRA

"Las reformas estructurales [que hay que aplicar en España] son indiscutibles" y deben aplicarse "cuanto antes". El consejero delegado del BBVA, Ángel Cano, se mostró hoy convencido de que España necesita muchas medidas para salir de la crisis y confió en que el Ejecutivo mueva ficha en las próximas semanas porque "no tiene otro remedio" que tomar decisiones, dijo. Es la forma de evitar el contagio de los problemas griegos y también la única vía para que la economía nacional vuelva a conseguir a medio plazo crecer más que la media de países de la zona del euro.

Cano hizo estas afirmaciones durante la presentación de resultados del grupo, horas antes de que se conociera la rebaja del rating a la deuda soberana española. Aun así, criticó que en los mercados se meta a varios países muy diferentes en el mismo saco. Es obvio que España no tiene nada que ver con Grecia, defendió el banquero, quien destacó que la economía española lleva ventaja a la mayoría de países de la zona del euro porque el sector privado ya ha moderado su endeudamiento, circunstancia que no ha vivido el resto. Además, Cano auguró que los países europeos acabarán ayudando a Grecia, empezando por Alemania, que es el más interesado en que "salga adelante".

También la escuela de negocios Esade abogó hoy por aplicar medidas "urgentes e inmediatas" en España. En un informe patrocinado por el Banco Sabadell, reclamó cambios en el sector público y en el mercado laboral, especialmente. Esade no cree que en España fuera viable un plan de rescate como el de Grecia (porque su deuda es mucho más elevada), aunque no descarta que tenga que pedir que se refinancie parte de su deuda con entidades financieras alemanas y francesas.

La otra gran reforma que tiene que afrontar la economía española es la reestructuración del sector de cajas. Cano pidió que se haga cuanto antes y reclamó que "sea lo más definitiva posible para que no haya que asistir a otra dentro de año y medio porque la primera no ha sido suficiente".

Sobre los resultados del primer trimestre, Cano destacó que el grupo ha conseguido crecer un 0,2%, hasta 1.240 millones, gracias a la diversificación geográfica, que le permite estar menos expuesto a los vaivenes de la economía española. Del beneficio total, España y Portugal aportaron 587 millones; México, 347 millones; América del Sur, 233 millones, y Estados Unidos, 54 millones.

En la evolución del negocio en España, resalta la caída del 18,5% de los depósitos a plazo en un momento en que las principales entidades del país andan enzarzadas en una guerra por captar el dinero de los clientes. Cano aseguró que no van a entrar en esa batalla porque la experiencia les ha demostrado que una vez que se acaba la oferta, el dinero se va.

Más noticias de Política y Sociedad