Público
Público

Blanca Fernández Ochoa Blanca, la 'lugarteniente' de la saga más importante del olimpismo español

Blanca Fernández Ochoa sigue siendo la única mujer española que ha logrado una medalla en unos Juegos de Invierno. Consiguió el bronce en el eslalon de los Juegos de Albertville'92 (Francia) 

Blanca Fernández Ochoa en Madrid SnowZone.

efe

Blanca Fernández Ochoa, la primera española que ganó una medalla olímpica —bronce en el eslalon de los Juegos de Albertville'92 (Francia)— y cuya desaparición centra estos días la atención de los medios de comunicación, ejerció de 'lugarteniente' de la principal saga de hermanos del olimpismo español, encabezada por Paco —que logró oro— e integrada por cinco miembros.

Blanca, de 56 años, sigue siendo la única mujer española que ha logrado una medalla en unos Juegos de Invierno. Ganó su bronce veinte años después de que su hermano Francisco —popularmente conocido como Paquito y fallecido en 2006— sorprendiese al mundo entero al proclamarse, en los Juegos de Sapporo (Japón), campeón olímpico de eslalon de esquí alpino.

Los Fernández Ochoa son la saga más importante de toda la historia del deporte invernal español

Los Fernández Ochoa son la saga más importante de toda la historia del deporte invernal español. Como Paco y Blanca, los otros hermanos, Juan Manuel, Lola y Luis, también fueron olímpicos.

Es una familia de deportistas que ha extendido su influencia al rugby. La hija, Olivia, juega en el CR Cisneros y es internacional con la selección de rugby 7, a la que se reintegró el lunes en su concentración en el CAR de Sierra Nevada, para preparar las World Rugby Seven Series, que comienzan en octubre en Estados Unidos.

El hijo, David, también juega al rugby, en el Ingenieros Industriales Las Rozas, que milita en la División de Honor B.

Blanca fue, en cualquier caso, la que con más éxito siguió los pasos de Paquito, elevado al rango de héroe nacional cuando, en 1972 y contra todo pronóstico, ganó el eslalon disputado en el monte Taine (Taineyama).

Tras haber competido en Lake Placid'80 (EEUU) -en los que coincidió con Paco- y Sarajevo'84 (Bosnia-Herzegovina, entonces Yugoslavia), Blanca rozó la gloria en sus terceros Juegos, los de Calgary'88 (Canadá), en los que se cayó en la bajada decisiva, después de haber sido la mejor en la primera manga de la prueba disputada en Nakiska (Alberta).

"Lo de Calgary fue un auténtico jarro de agua fría para mí. Llegué a esos Juegos con la sensación de que pillaba medalla fijo. Caerme en la segunda manga cuando iba primera fue una decepción absoluta", comentaba Blanca en una entrevista con Efe, en 2017.

"La medalla de Albertville fue un pago a la persistencia, al sacrificio. El trabajo siempre paga"

Pensaba retirarse después de Calgary, pero la convencieron para seguir cuatro años más, para hacer realidad su sueño. "La medalla de Albertville fue un pago a la persistencia, al sacrificio. El trabajo siempre paga", indicaba a Efe en la citada entrevista.

Blanca, además, brilló en la Copa del Mundo. Ganó el gigante de Vail (EEUU), en 1985 y se impuso en tres pruebas de eslalon: las de Sestriere'88 (Italia), Morzine'91 (Francia) y Lech'92 (Austria). En total, obtuvo 20 podios.

Operación de búsqueda

El dispositivo de búsqueda de Blanca Fernández Ochoa en Cercedilla (Madrid) se ha reanudado este martes con la novedad de la inclusión de siete drones para poder visualizar zonas escarpadas con difícil acceso. Varios grupos de profesionales de Policía, Guardia Civil y agentes forestales han iniciado los trabajos desde primera hora de la mañana con la participación de medio centenar de voluntarios que han tenido que formalizar su inscripción con anterioridad. 

La hermana de Blanca Fernández, Dolores ha llegado a primera hora de la mañana, con uno de los bastones de la desaparecida, "uno de los tantos" que tiene, con el objetivo de que la ayude en su recorrido por la zona.