Público
Público

Bolivia alega mandato constitucional para expropiar filial de Red Eléctrica

EFE

El canciller de Bolivia, David Choquehuanca, justificó hoy la expropiación de Transportadora de Electricidad (TDE), filial de la Red Eléctrica de España (REE), al señalar que la medida responde a un "mandato constitucional".

En una entrevista con Efe en Cartagena de Indias, donde el canciller participó en la reunión ministerial de la Unión de Naciones Suramericanas, Choquehuanca afirmó que "en el programa de Gobierno del presidente (Evo) Morales está la recuperación de nuestras empresas estratégicas".

Con la expropiación de TDE, el país andino recobra también "la dignidad y la soberanía sobre los recursos naturales de Bolivia", según el ministro, quien recordó que según la "Constitución política es el Estado el que debe manejar el sector de los servicios. Y eso es de conocimiento público", apostilló.

Morales anunció la toma de TDE el Día del Trabajo bajo el argumento de una supuesta falta de inversiones y como "homenaje a los trabajadores y al pueblo boliviano, que ha luchado por la recuperación de los recursos naturales y los servicios básicos".

Esta medida boliviana se suma a la tomada por Argentina, que decidió el pasado 16 de abril expropiar las acciones de la española Repsol de la petrolera YPF, dos casos en los que el Ejecutivo español no ha visto similitudes.

"Esto tenía que darse", dijo Choquehuanca cuestionado por la elección del momento en que se llevó a cabo la medida.

Sin embargo, el canciller boliviano insistió, como ya lo hicieron miembros de su Gobierno el pasado martes, en que "Bolivia va a garantizar un precio justo" y que para ello, "las autoridades competentes trabajarán para que no se asusten las empresas".

Además, comentó que actualmente su Gobierno trabaja en una ley de inversiones que espera se apruebe este año y que sea tan "atractiva para los que desembolsen dinero" como una garantía de "estabilidad y seguridad para los inversionistas".

"Bolivia es un país rico en recursos naturales. El presidente Morales ha indicado que nosotros necesitamos socios y no patrones. Queremos inversiones que nos ayuden a salir de la pobreza, hasta ahora las inversiones se han dedicado al saqueo sistemático de nuestros recursos naturales", dijo.

Además, sostuvo que los inversionistas interesados en Bolivia deben hacer una "transfusión de tecnología" que ayude al país a salir de la pobreza.

Según REE, entre 2002 y 2011 fueron invertidos más de 74 millones de dólares en Bolivia, de los cuales 69 millones de dólares se destinaron a la red de transporte local.

A esos 74 millones se deben añadir 14 millones de dólares destinados a proyectos iniciados con anterioridad, con lo que las inversiones totales superan los 88 millones de dólares, muy cerca de los 91 millones de dólares que supuso la operación de adquisición de la empresa boliviana, según Red Eléctrica Española.

Más noticias de Política y Sociedad