Público
Público
Únete a nosotros

"Un buen policía" que participó en la detención de más de 70 etarras

Los vecinos explican que "era conocido en el barrio porque ha vivido toda la vida aquí; era una persona muy cercana, muy sociable, normal y corriente"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El inspector de policía Eduardo Antonio Puelles García, asesinado hoy por ETA en Arrigorriaga (Vizcaya), participó durante los últimos diez años en una decena de operaciones policiales que se saldaron con la detención de más de setenta miembros o colaboradores de la banda terrorista.

Así lo han idestacado fuentes de la Dirección General de la Policía, que han descrito al inspector como 'un gran profesional' y que han destacado su colaboración en la desarticulación en 2004 del 'comando Vizcaya' o, el año anterior, en el operativo que permitió desmantelar el 'aparato de captación' de ETA.

Puelles, que se incorporó a la Brigada Provincial de Información de Bilbao en septiembre de 1997, intervino sólo cinco meses después en el arresto de siete miembros de un grupo de violencia callejera que actuaba en la margen derecha del Gran Bilbao.

Según las fuentes consultadas, Puelles participó asimismo en las dos fases de la denominada 'operación Tarbes', desarrollada en febrero y en abril de 2003 y que concluyó con el desmantelamiento de gran parte del 'aparato de captación' de ETA en el País Vasco y Navarra. Este dispositivo, en el que fueron detenidas una veintena de personas, permitió la intervención de numerosas informaciones sobre intentos de atentado contra la Comandancia Militar de Bilbao.

En julio de 2004, el inspector asesinado hoy intervino en la desarticulación del 'comando Vizcaya' y la detención de varios de sus miembros, entre ellos Josune Oña y Asier Mardones, que el año anterior habían participado en un tiroteo con la Ertzaintza en el Alto de Herrera (Álava) en el que habían resultado heridos dos agentes de la Policía autónoma.

Entre las operaciones más recientes en las que había intervenido la última víctima mortal de ETA figura la detención en febrero de 2008 de ocho miembros de un grupo en la comarca de Lea Artibai que, además de realizar acciones de 'kale borroka', recababan informaciones para la banda de cara a futuros atentados.

Eduardo Puelles, que ingresó en el Cuerpo Nacional de Policía el 1 de octubre de 1982 y que antes de ser destinado a Bilbao había desarrollado su trabajo en Alicante y en las localidades de Irún y Portugalete, había recibido un total de 35 felicitaciones durante su carrera profesional.

Una vecina del inspector de Policía que esta mañana ha muerto como consecuencia de un atentado de ETA en Arrigorriaga (Vizcaya) ha explicado que 'Eduardo era una persona del barrio de toda la vida, era cercano, sociable y se podía confiar en él'.

Rosa, que vive en el barrio de Santa Isabel y que esta mañana ha escuchado el 'estruendo' de la bomba que ha acabado con la vida de Eduardo Antonio Puelles, ha lamentado la muerte del policía y pedido a los terroristas 'que piensen si les gustaría que les pasara a alguien de su familia, porque esa vida no se recupera'.

Las fuerzas de seguridad estaban 'en alerta' desde que fue investido como lehendakari Patxi López y por ello 'se habían extremado las precauciones'.

Pero no sabían 'contra quienes podían atentar': 'desgraciadamente nos ha tocado, y directamente', se lamenta el secretario de comunicación del SPP, quien pide al Gobierno que 'no ceje en su lucha contra estos delincuentes, que dote de medios a las fuerzas de seguridad y les facilite su trabajo'.

Más noticias en Política y Sociedad