Público
Público

Bush insiste en que hizo "lo correcto" al derrocar a Sadam Husein

EFE

El presidente de Estados Unidos, George W. Bush, ha insistido en Londres en que hizo "lo correcto" al derrocar al presidente iraquí Sadam Husein y no se arrepiente de su decisión de invadir Irak.

En unas declaraciones a la emisora Sky News, el político estadounidense dijo al mismo tiempo lamentar las muertes de civiles inocentes, pero agregó que el país árabe está en vías de pacificación.

"Claro que supone un peso sobre mi conciencia si alguien muere en una guerra. Pero por otro lado... librarnos de Sadam Husein fue la decisión correcta y no voy a ceder ni un milímetro en eso", dijo Bush, que hoy se entrevista en Londres con el primer ministro británico, Gordon Brown, antes de viajar a Irlanda del Norte.

"El mundo está mejor sin él (Husein) y lamento que en la guerra murieran en Irak civiles inocentes, pero conviene recordar que cientos de miles murieron también cuando Sadam estaba al frente de ese país", agregó.

"La guerra es brutal. Me gustaría que no hubiera guerra, pero creo que estamos ya en el camino de la paz", afirmó el presidente.

Frente a esas palabras de Bush, el veterano laborista británico Tony Benn afirmó el domingo durante una manifestación pacifista en pleno centro de Londres que "la guerra de Irak es un crimen".

"Estados Unidos gasta 400 millones de dólares al día en esa guerra mientras hay gente que se muere de hambre", denunció Benn, que calificó de "criminales de guerra" tanto a Bush como al ex primer ministro británico Tony Blair, con quien el presidente norteamericano se entrevista también hoy.

Daud Abdullan, del Consejo Islámico de Gran Bretaña, dijo durante la manifestación del domingo que Bush "debe pagar indemnizaciones por los daños enormes que ha infligido a Irak y Afganistán".

Más noticias de Política y Sociedad