Público
Público

Caramelo aúna literatura y moda con Borja y Blanca Thyssen como padrinos

EFE

Caramelo ha aunado esta tarde moda y literatura presentando su colección primavera-verano con Borja y Blanca Thyssen como padrinos y adelantándose a Sant Jordi con la firma de libros por los periodistas Marius Carol y Josep Sandoval y los cocineros Isma Prados y Ada Parellada.

El matrimonio Thyssen-Cuesta ha congregado en torno suyo a numerosos medios informativos y a un personal deseoso de conocer en directo a la polémica pareja, enfrentada a la baronesa Thyssen.

Blanca Cuesta vestía un traje largo de la firma anfitriona estampado en tonos azules, con escote de pico y corte imperio, con una chaqueta y un bolso de mano en tonos calabaza, mientras que Borja se decantó por un traje oscuro con camisa blanca, también de Caramelo.

La firma Caramelo, con una veteranía de 40 años y ochocientos puntos de venta en veinte países de todo el mundo, nos traslada ahora con sus ropas a las décadas de los sesenta y setenta, con nostálgicas estampaciones geométricas y florales.

En sus tiendas de las denominadas "millas de oro" de Madrid y Barcelona, como la calle de Serrano y el paseo de Gracia, priman esta temporada las gamas de los blancos y los crudos, junto con el vainilla retro, el cidro pálido o los amarillos verdosos.

Durante esta primavera-verano, los patrones de las prendas se ajustan a los hombros, cayendo libremente por el resto del cuerpo y ocultando las curvas femeninas.

La colección femenina de esta temporada se divide entre la serie "City", que hace hincapié en un buen patronaje; la línea más sport o "Casual" y la línea "Golden", con tejidos de primera calidad, detalles de lujo e incrustaciones de pedrería.

Esta firma también propone la piel para el verano, trabajando los tejidos para darles una mayor ligereza y jugando con troquelados y superposiciones.

Desde 2009, año en el que Antonio Pernas se integró bajo la enseña de Caramelo, la colección "Caramelo by Antonio Pernas" agrupa los vestidos de mujer para las grandes ocasiones, que optan esta temporada por los colores rojos y el marino, que destrona al negro, y el gris cemento.

Ricos tejidos italianos con telas brocadas y transparencias, pedrerías, lentejuelas y "pailletes" salpican de brillo algunas de las propuestas, en las que también se reinterpreta el esmoquin femenino con pantalones muy estrechos, chaquetas cortas, solapas contrastadas y brocados.

Un imaginario viaje a Cuba ha servido de inspiración para la colección de hombre de esta temporada, con fibras naturales como linos con brillo, algodones, sedas y lanas frías de gran simplicidad artesanal, en tonos fuertes que se fusionan con blancos, frises y tejidos neutros, ideados para combinar con prendas más oscuras.

Modelos como Laura Ponte, Inés Sastre, Judith Mascó, Jon Kortajarena, Andrés Velencoso, Laura Sánchez o Bimba Bosé han sido imagen de esta firma, en plena línea de expansión por Europa, Estados Unidos y Asia y con tiendas propias en Francia, Inglaterra, Rusia y México.

Más noticias