Público
Público

Carlos Saura dice que la fotografía se ha convertido en su segunda piel

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Virginia Hebrero

Ginebra, 19 sep (EFE).- Para el reconocido director español de cine Carlos Saura, autor de cintas como "Ana y los lobos" (1973) o "¡Ay Carmela!" (1990), la fotografía es como "un divertimento", un complemento de su principal actividad, aunque fue diecisiete años cuando empezó a disparar su cámara.

El Palacio de Naciones, la sede de Naciones Unidas en Ginebra, acoge desde hoy y hasta el 11 de octubre una exposición de este cineasta-fotógrafo, formada por cerca de 300 piezas en blanco y negro que recorren distintas épocas de la vida de España, desde el año 1955 hasta la actualidad.

Las imágenes tomadas por el director de "Cría cuervos" (1976) o "Sevillanas" (1992) están centradas, sobre todo, en los años 50 de la vida española, en el tema del flamenco, así como en el rodaje de muchas de sus películas.

"La fotografía se ha convertido en mi segunda piel, y es raro que haya un día en que no haga una fotografía", afirma el autor, quien, cámara en ristre, ni siquiera descansa en el acto de inauguración de su muestra, donde fotografía a los asistentes con esa improvisación y frescura que emanan sus obras.

Saura, hermano del fallecido pintor Antonio Saura, se autocalifica de "fotógrafo compulsivo", dice que "tengo miles de fotografías en mi casa, allá donde voy hago fotos, y luego las que me gustan las amplío a hasta 30 por 40", lo que da una idea del volumen de su colección.

Explica que "estoy concentrado con el cine, pero entre película y película hago fotos, y más fotos, y dibujos, y ahora hago los 'fotosaurios', que son fotografías dibujadas, con las caras manipuladas, una técnica con base fotográfica, y también escribo".

Carlos Saura está escribiendo su tercera novela, después de las dos que tiene publicadas, "Esa luz", sobre la Guerra Civil española, y "Elisa, vida mía", homónima de su película.

La exposición, que puede verse desde hoy en la sede de Naciones Unidas, se ha hecho, como en anteriores muestras, con los fondos prestados por el Círculo del Arte de Barcelona, cuyo director, Hans Meinke, hizo la primera muestra de fotografías de Saura hace décadas.

En paralelo a la muestra fotográfica, patrocinada por el embajador español ante la sede ginebrina de la ONU, Juan Antonio March, se ha realizado una retrospectiva de su extensa obra cinematográfica, que se extenderá del 24 de septiembre al 28 de octubre, y permitirá al público genovés recordar o conocer por primera vez la producción del director oscense.

Saura, además, tiene lista para estrenar "Fados" -que fue proyectada en el Festival de Toronto y lo será en el Festival de San Sebastián- otro episodio más de su saga de filmes sobre música y danza como las conocidas "Flamenco" (1995) o "Tango" (1998), en las que contó con un espectacular trabajo de fotografía de Vittorio Storaro.

Más noticias en Política y Sociedad