Público
Público

China condena a 10 años a un ex profesor por subversión

Reuters

Un ex profesor universitario que publicó cartas enviadas a líderes chinos y defendió una democracia con partidos múltiples ha sido condenado a prisión durante 10 años por "subversión contra el poder estatal", dijo el sábado un grupo de derechos humanos.

La sentencia contra Guo Quan fue pronunciada por un tribunal en la provincia costera de Jiangsu, al este del país, en un momento especialmente delicado, 20 años después de que los militares aplastaron manifestaciones en favor de la democracia en Pekín.

La condena también se produce antes de una visita del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, a China el próximo mes, cuando el historial en derechos humanos de Pekín estarán en el centro de atención.

Otro disidente, Liu Xiaobo, un destacado escritor en favor de la democracia y activista de los derechos humanos, también afronta cargos y permanece detenido.

"Esta sentencia es indefendible desde una perspectiva legal, debido a que el uso de medios pacíficos y racionales para hacer una solicitud no puede ser considerado subversión al poder estatal", dijo el abogado de Guo en un comunicado de Human Rights en China.

"Las acciones de Guo cumplen totalmente con la garantía constitucional de libertad de opinión. La 'subversión del poder estatal' sólo se puede lograr mediante la insurrección armada", agregó.

Human Rights en China dijo que la sentencia fue pronunciada el viernes. No fue posible contactar inmediatamente con el Tribunal Popular Intermedio del pueblo de Suqian para que realizara comentarios.

El grupo de derechos humanos dijo que Guo, un ex profesor asociado de la Universidad Normal Nanjing, fue detenido en noviembre de 2008 después de publicar artículos en Internet, entre ellos las cartas dirigidas al presidente chino, Hu Jintao, y otros.

Los textos decían que él fundó el Partido Nueva Democracia de China y que defendía un sistema democrático elegido de manera competitiva y de partido múltiples, que a la vez atienda los problemas sociales y preocupaciones de los trabajadores despedidos y de los campesinos que han perdido sus tierras.

Human Rights en China es una organización no gubernamental con sede en Nueva York, Hong Kong y Bruselas.

Más noticias de Política y Sociedad