Público
Público

Condenado a 12 años por agredir sexualmente a tres mujeres en 45 minutos en Talavera

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Audiencia Provincial de Toledo ha condenado a un total de doce años de prisión a un joven acusado de agredir sexualmente a tres mujeres en apenas 45 minutos en Talavera de la Reina (Toledo) en mayo de 2005.

La sentencia hecha pública hoy por la sección segunda de la Audiencia toledana condena a Andrés T.J., nacido en la localidad valenciana de Xirivella, a seis años de prisión por un delito continuado de agresión sexual y a otros seis años por dos delitos de intento de agresión sexual.

Asimismo, se le condena a dieciocho días de localización permanente por tres faltas de lesiones, así como la prohibición de acercarse a las víctimas a menos de un kilómetro y de comunicarse con ellas durante quince años tras salir de la cárcel, donde permanece desde que ocurrieron los hechos.

Además, en concepto de responsabilidad civil, el condenado deberá indemnizar a las mujeres con más de 25.000 euros por los daños morales y las lesiones sufridas.

La sentencia impuesta es acorde con el acuerdo alcanzado el día de la vista oral, el pasado 20 de febrero, entre el fiscal, la defensa y la acusación particular, por lo que el juicio no llegó a celebrarse y el acusado tan solo tuvo que escuchar el pacto alcanzado entre las partes.

Ese día, antes de volver a prisión, Andrés T.G. dijo estar dolido por su comportamiento y pidió perdón a las víctimas, una de las cuales no acudió al juicio, mientras que las otras dos prefirieron no entrar a la sala de vistas para no coincidir con el acusado.

Los hechos comenzaron a las 08:30 horas del 29 de mayo de 2005 cuando el acusado se adentró en un garaje situado en la calle Eusebio Rubalcaba de Talavera de la Reina y se introdujo en el coche en el que se encontraba una mujer, a la que golpeó y agredió sexualmente.

Aunque la mujer logró salir del coche tras dar una patada al procesado, este reaccionó "de forma mucho más violenta", la desvistió a la fuerza y continuó con la agresión sexual y luego emprendió la huida por temor a ser sorprendido cuando se encendió la luz del garaje.

Minutos después, a las 08:52 horas de ese mismo día, el hombre abordó a otra mujer cuando ésta se disponía a abrir un establecimiento comercial situado en la misma calle que el garaje.

El acusado empujó y tiró al suelo a la mujer, a la que no logró penetrar por la resistencia que opuso, y abandonó el lugar cuando una persona pasó por delante.

Sin embargo, a las 09:15 horas de ese mismo día asaltó a otra mujer cuando ésta pretendía entrar en un portal de la calle Alberche de Talavera de la Reina.

También en esta ocasión huyó sin lograr su propósito por la resistencia de la mujer, que trato de huir por las escaleras y golpeó al acusado con sus manos, sus pies e incluso su bolso.