Público
Público

La confianza de los consumidores, en su nivel más bajo desde mayo de 2009

El indicador cae 5,4 puntos respecto a noviembre y 10,1 respecto a hace un año

EFE

La confianza de los consumidores cayó en diciembre 5,4 puntos respecto a noviembre y se situó en el nivel más bajo desde mayo de 2009, como consecuencia del empeoramiento de las expectativas sobre la economía española y su situación actual.

El Indicador de Confianza del Consumidor (ICC) que elabora el Instituto de Crédito Oficial (ICO) se situó en diciembre en 64,6 puntos, frente a los 70 del mes anterior y a los 74,7 de diciembre de 2009.

El indicador continúa mostrando una fuerte volatilidad que probablemente está relacionada con las presiones que ha recibido la deuda española en los mercados internacionales, según el ICO.

Los componentes del indicador que más descienden son los referidos a la situación económica general, tanto actual como futura, mientras que la valoración y perspectivas de los consumidores sobre su economía familiar son algo menos negativas, aunque también bajan respecto al mes y al año anterior.

De esta forma, las cuestiones que menos retroceden son aquellas para las que los consumidores disponen de una mayor información.

Las perspectivas inflacionistas han mermado también sus expectativas de ahorro

Asimismo, los encuestados mostraron mayores expectativas de que suban los precios este año, debido al encarecimiento del petróleo y a los anuncios de subidas de precios regulados, como el de la electricidad.

Las perspectivas inflacionistas, unidas al estado de ánimo general de los consumidores, han mermado también sus expectativas de ahorro y de compra de bienes de consumo duradero.

A ello se suma la caída de las expectativas sobre posibles subidas de los tipos de interés.

Según el ICO, la evolución del indicador de confianza en diciembre parece mostrar que los consumidores retrasan la consolidación de la recuperación económica general y que en la última parte del año el consumo privado mantendrá una cierta atonía.

Dentro del indicador general de confianza, el indicador parcial que se refiere a la situación actual retrocedió 4,7 puntos respecto a noviembre, debido a la caída de la valoración de la economía española en 7,4 puntos, de la situación del hogar en 4 puntos y del empleo en 2,7 puntos.

El indicador parcial de expectativas bajó aún más (6,2 puntos) como consecuencia de la caída de las perspectivas futuras de la economía del país en 8,4 puntos, de la economía doméstica en 5,4 puntos y de la situación laboral en 4,6 puntos.

El ICO elabora el Indicador de Confianza a partir de una encuesta a 1.000 ciudadanos, a los que se les pide valorar como "mejor" o "peor" la situación de su economía familiar, la economía española y el empleo respecto a la que existía seis meses antes, así como sus expectativas para los próximos seis meses sobre estas tres mismas cuestiones.

Los valores oscilan entre 0 y 200 puntos, de forma que si el indicador está por encima de 100, la percepción es favorable y optimista, y por debajo de 100 es negativa y pesimista.

Más noticias de Política y Sociedad