Público
Público

Denuncian al juez De la Rúa ante el CGPJ por no abstenerse en el 'caso Camps'

Un abogado le acusa de infringir el deber de abstención al que le obligaba su presunta amistad con el líder autonómico

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El abogado José Luis Mazón ha presentado una denuncia ante el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) contra el presidente del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJV), Juan Luis de la Rúa, por no abstenerse en la decisión sobre el archivo de la causa abierta en relación con el 'caso Gürtel' contra el presidente de la Generalitat, Francisco Camps.

El escrito defiende que el magistrado -que votó a favor del sobreseimiento de la investigación contra Camps y otros tres miembros del Ejecutivo valenciano- incurrió en una 'falta disciplinaria muy grave' derivada de una 'infracción del deber de abstención', al que según dice, le obligaba su amistad con el líder autonómico.

'Según ha publicado repetidamente la prensa, el presidente de la Comunidad Valenciana declaró públicamente, antes del escándalo del presunto soborno de los trajes, que Juan Luis de la Rúa 'era más que amigo'', dice la denuncia, que añade que 'el denunciado no ha desmentido ante los medios de comunicación esa supuesta estrecha amistad con Camps'. Por ello solicita al Consejo que incoe expediente disciplinario al juez por indicios de falta grave de infracción del deber de abstención.

Este abogado -que en 2004 provocó que el Tribunal Supremo condenase a once magistrados del Tribunal Constitucional a indemnizar con 5.500 euros (500 euros cada uno) a este letrado por archivar un recurso de amparo presentado por el propio Mazón sin estudiarlo-- denuncia además las 'condiciones llamativas' en las que De la Rúa tomó parte en las deliberaciones, porque otro magistrado estaba de vacaciones.

En este sentido, solicita también 'investigar las extraordinarias circunstancias que hicieron intervenir al denunciado en las deliberaciones de la Sala y si las vacaciones del magistrado sustituido pudieron ser inducidas para participar, en su caso, el denunciado, a favor de su 'más que amigo' Camps'.

'En una justicia civilizada esta intervención constituye un mayúsculo escándalo. En una justicia desacreditada y asilvestrada como la nuestra las normas de ética disciplinaria no se aplican ni se exigen cuando los presuntos infractores son personajes influyntes (Garzón, Gómez Bermúdez, De la Rua, etc..)', sentencia el abogado.

Más noticias en Política y Sociedad