Público
Público

Desciende el cauce de los ríos de Cantabria que estaban bajo vigilancia por la crecida

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El cauce de los ríos de Cantabria que estaban bajo vigilancia por la crecida de los últimos días ha descendido en las últimas 24 horas, en especial en el Asón y en el Pas, donde la altura del agua ha bajado más de medio metro, según datos de la Confederación Hidrográfica del Norte (CHN).

Los ríos Besaya, Saja, Miera y Asón se acercaron el lunes a los niveles que ponen en marcha la alerta de inundación y el Pas los rebasó, pero el caudal de los cinco disminuyó ayer, martes, cuando sólo el Asón seguía dentro de los niveles de vigilancia.

Conforme a las mediciones realizadas esta mañana por la CHN entre las 09:30 y las 10;15 horas, los cauces de esos cinco ríos están ya claramente por debajo del umbral de pre-alerta de inundación y también del nivel a partir del cual se comienza a vigilar la crecida.

En las últimas 24 horas, la altura del agua se ha reducido en 66 centímetros en el Asón a su paso por Ampuero, en 52 centímetros en el Pas en Carandia de Piélagos, en 45 centímetros en el Saja en Torrelavega, en 34 centímetros en el Miera en Puente Agüero y en 29 centímetros en el Besaya en Arenas de Iguña.

La altura actual de los cinco ríos en esas mismas estaciones de control es de 2,90 metros en el Asón, 2,39 metros en el Pas, 1,42 metros en el Saja, 1,95 metros en el Besaya y 1,10 metros en el Miera, según datos tomados por la Confederación Hidrográfica.