Público
Público

La DGT pide prudencia ante los datos de los accidentes porque la tendencia puede torcerse

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El director general de Tráfico, Pere Navarro, ha pedido hoy prudencia a la hora de analizar los datos de siniestralidad de los primeros días de la Semana Santa y ha alertado de que la tendencia puede torcerse en los últimos días de la operación de tráfico, en especial, el próximo fin de semana.

Dieciocho personas han muerto en los accidentes mortales registrados en las carreteras españolas durante el primer fin de semana de las vacaciones, dieciséis menos que el año pasado.

En una rueda de prensa para presentar una campaña de seguridad vial protagonizada por el piloto español Fernando Alonso, Navarro ha eludido hacer un cálculo aproximado de las víctimas mortales que podría arrojar finalmente toda la Semana Santa.

Tras recordar que el año pasado los datos eran muy buenos en la primera fase de la operación hasta que el Sábado Santo y el Domingo de Resurrección "se nos torció todo", el director de la DGT ha insistido en mantener la cautela, a pesar del importante descenso de víctimas mortales registrado en los últimos días, sobre todo entre los motoristas.

"El tiempo lo dirá", ha afirmado Navarro, quien a renglón seguido ha reiterado que la Semana Santa es uno de los periodos "más duros y difíciles" de todo el año.

En cuanto a las infracciones penales detectadas durante el pasado fin de semana se mantiene la tendencia de los últimos meses, con un 98 por ciento de denuncias por consumo de alcohol y sólo un 2 por ciento por exceso de velocidad.

En este sentido el director de la DGT ha abogado por poner en marcha castigos "alternativos" a las penas de prisión en el caso de los conductores que circulan bebidos, como, por ejemplo, tratamientos de desintoxicación alcohólica.