Público
Público

Diagnóstico clínico al cambio climático

Médicos de todo el mundo crean un grupo sobre clima y salud

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Hace ya tiempo que el cambio climático dejó de ser un asunto de ecologistas apocalípticos para convertirse en punto principal en la agenda de los principales líderes políticos. No obstante, existe un colectivo que, hasta la fecha, se ha pronunciado poco sobre este tema: el de los médicos.

Una serie de estudios publicados ayer en la revista médica de referencia, The Lancet, trata de corregir esa situación y comprometer a los que cuidan de la salud de los ciudadanos para que curen, también, la salud del planeta.

El calentamiento causa desnutrición y propaga dolencias infecciosas

El propósito no es banal. Como demuestran los trabajos de los que se ha hecho eco la prestigiosa publicación, el cambio climático tiene consecuencias concretas sobre la salud de la sociedad. Las resume la directora general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Margaret Chan, en un editorial de la misma revista: el cambio climático aumentará la malnutrición 'y sus devastadores efectos en la salud infantil' y, además, alterará la distribución geográfica de los agentes transmisores (vectores) de las enfermedades infecciosas, incluyendo los insectos que diseminan la malaria y el dengue.

Ante estas circunstancias, un grupo de médicos de todo el mundo aún sin representación española ha fundado el Consejo Internacional de Clima y Salud, un movimiento global de desafío al cambio climático que anuncia su lanzamiento en la revista British Medical Journal.

En el manifiesto fundacional no figura ningún facultativo español

Su manifiesto fundacional consta de cinco puntos: en primer lugar, que el cambio climático es una amenaza evitable para la salud; en segundo, que las sociedades con bajas emisiones serán 'el próximo gran avance en el campo de la salud'; el tercero avanza que la mejora de la salud global 'depende de la igualdad y la justicia social'. El cuarto punto afirma que 'la salud requiere de desarrollo sostenible, no del antiguo crecimiento basado en emisiones de carbono'. Y, por último, los médicos advierten: 'El retraso [en reducir las emisiones] puede ser fatal'.

La salud y el calentamiento global están doblemente relacionados. Por una parte, las emisiones hacen que aumenten los problemas de salud como las dolencias asociadas al calor pero, por la otra, las medidas que ya se han mostrado efectivas para acabar con el calentamiento global son también beneficiosas para la salud de los ciudadanos. Por ejemplo, una menor dependencia del coche influiría en una disminución de las enfermedades respiratorias, y un descenso del consumo de carne roja haría que bajara la enfermedad cardiovascular.

Más noticias en Política y Sociedad