Público
Público

Draghi no garantiza a Rajoy una rebaja de la prima de riesgo

El presidente del BCE insiste en que sólo actuará en el mercado de deuda si se pide el rescate y que ello es decisión de España

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, ha enviado este jueves un mensaje al Gobierno español al señalar que la entidad no puede ofrecer ninguna garantía por adelantado sobre la efectividad de su programa de compra de deuda soberana y que debe ser el país el que decida si quiere solicitar o no el rescate. 'No se puede garantizar nada por adelantado. No hay ningún quid pro quo automático', indicó Draghi al recordársele las recientes declaraciones del presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, quien condicionaba una potencial solicitud de ayuda a obtener garantías de que la intervención del BCE ayude a relajar la prima de riesgo española hasta el entorno de los 200 puntos básicos.

'Es el país el que debe dar los pasos para activar el mecanismo', explicó el banquero italiano, para recordar que, según se ha diseñado el mecanismo de intervención en los mercados de deuda (OMT), es condición 'necesaria' que el país solicite el rescate y suscriba un memorándum de entendimiento, pero subrayó que, aunque necesaria, 'no es una condición suficiente', ya que es el Consejo de Gobierno del BCE el que tomará la decisión final. En este sentido, el presidente del BCE señaló que las OMT 'están ahí' y reiteró la disposición de la entidad a activar el mecanismo, que, a su juicio, ha servido para relajar las condiciones en los mercados y ha contribuido a facilitar que países como España e Italia hayan prácticamente completado sus necesidades de financiación, aunque señaló que 'no es posible activar las OMT sin condicionalidad'.

El pasado martes, el presidente del Gobierno español señaló que una de las cuestiones pendientes de aclarar antes de decidir pedir o no el rescate que active la intervención del BCE es conocer cuánto ayudaría esta medida a rebajar los costes de financiación de España en los mercados de deuda, apuntando que debería contribuir a relajar la prima de riesgo hasta el entorno de los 200 puntos básicos. 'Hay varios asuntos pendientes. Cuánto va a bajar la prima de riesgo, si se queda en los cuatrocientos y pico y no baja a los 200 puntos. No es lo mismo', indicó Rajoy. 'Si nos quedamos en el mismo precio que hay no tiene sentido', recalcó.

Draghi ha expresado este jueves su confianza en que cuanto antes se completen las reformas estructurales emprendidas más rapidamente se normalizarán las condiciones en los mercados. 'Cuanto antes lo hagan, más rapidamente se normalizarán las condiciones en los mercados', ha dicho al ser preguntado sobre si estaba satisfecho con el ritmo de los ajustes de España. En este sentido, el banquero italiano destacó los 'progresos sustanciales' alcanzados en menos de un año, especialmente al compararse con la situación de los años anteriores.

No obstante, Draghi subrayó que, independientemente de la velocidad que pudiera desearse, el esfuerzo de llevar a cabo estos procesos descansa sobre los ciudadanos de los países afectados, por lo que 'el actual ritmo de reformas es la combinación de muchos factores en estos países'.

El presidente del BCE ha apuntado que actualmente no existen razones que justifiquen un cambio en la política monetaria, que ha calificado como 'muy acomodaticia', por lo que no parece que la entidad se plantee bajar los tipos de interés de manera inminente ni estudiar una posible estrategia de salida. El Consejo de Gobierno del BCE ha decidido mantener estables los tipos de interés en el 0,75%.

Asimismo, Draghi reconoció que el crecimiento de la economía de la zona euro se mantendrá débil, apoyado por la política monetaria de la entidad y lastrado por el proceso de desapalancamiento de las empresas y hogares. De este modo, el banquero italiano pronosticó que la recuperación de la zona euro 'probablemente será gradual y lenta, pero también será sólida'.

Más noticias en Política y Sociedad