Público
Público

El DUP comienza el proceso de elección del sucesor del reverendo Ian Paisley

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El mayoritario Partido Democrático Unionista (DUP) comienza hoy a buscar un sucesor para el reverendo Ian Paisley tras su decisión de abandonar el próximo mayo el liderazgo de la formación y la dirección del Gobierno autónomo norirlandés de poder compartido.

Todas las miradas están puestas en su "números dos" y ministro de Finanzas, Peter Robinson, aunque no se descarta la opción de Nigel Doods, titular de Economía y otra de las figuras con más peso en el DUP.

Desde hace varias semanas, cuando ya se hablaba de un relevo en la jefatura del unionismo, Robinson ha sonado como el sucesor natural de Paisley, al tiempo que Doods parece tener asumida su posición como "número dos".

La opinión generalizada en el partido es que no habrá disputas entre los dos candidatos, quienes prefieren formar un tándem de garantías para mantener la posición dominante de la formación en la provincia.

Según los pronósticos, Robinson, de 59 años, será elegido ministro principal del Ejecutivo de Belfast y líder del DUP, mientras que Doods, diez años menor, esperará su oportunidad para, algún día, asumir el liderazgo del unionismo.

Los dos son vistos como políticos moderados y pragmáticos, lo que tranquiliza a Londres y Dublín y asegura, en principio, la estabilidad del gobierno de poder compartido con el Sinn Fein, el brazo político del Ejército Republicano Irlandés (IRA).

Según los observadores, quizá sólo cambien las formas, pero no el fondo de la relación del DUP con sus antiguos enemigos nacionalistas-católicos.

Tanto Robinson como Doods habrán tomado nota de la incomodidad mostrada por el sector más tradicionalista del DUP ante la estrecha y hasta cálida relación que han mantenido durante los últimos meses el reverendo y su adjunto en el Ejecutivo de Belfast, el ex comandante del IRA Martin McGuinness.

También le ha pasado factura a Paisley, de 81 años, las dudosas relaciones empresariales mantenidas por su hijo, Ian, mientras éste ocupaba un puesto ministerial, lo que le obligó el pasado mes a presentar su dimisión.

Sea como fuere, las mayoría de las reacciones a la dimisión del reverendo en la isla y el Reino Unido han coincidido en destacar su contribución al proceso de paz norirlandés y a la restauración de la autonomía de la provincia.

El presidente del Sinn Fein, Gerry Adams, llegó hoy a considerarlo su "amigo" y le deseó "lo mejor para el futuro".

"Quiero destacar la positiva contribución de Paisley en los últimos tiempos. El acuerdo que él y yo logramos el pasado mes de marzo allanó el camino para la restauración de las instituciones de gobierno", señaló el republicano, blanco habitual de los ataques del reverendo durante el conflicto norirlandés.

El grupo parlamentario del DUP será ahora el órgano del partido con capacidad para nombrar a un nuevo líder, lo que elimina la posibilidad de convocar unas elecciones entre todos los miembros del DUP.

Según las reglas del partido, el candidato del grupo parlamentario deberá después esperar la aprobación de la Ejecutiva nacional, que, normalmente, acata las decisiones de aquel.

Fuentes del DUP indicaron hoy que el nombre del sucesor de Paisley podría anunciarse antes de la celebración el próximo 7 de mayo de una conferencia sobre inversión en Belfast, cuando se cumple un año de la formación del Gobierno norirlandés.