Público
Público

La FAO destaca el papel clave de la agricultura para afrontar los retos de humanidad

EFE

La agricultura desempeñará un papel fundamental en la solución de los futuros retos de la humanidad, como el cambio climático o el aumento de la población, lo que requiere además de una nueva FAO que sea aún más eficaz.

Así lo dijo hoy el director general de la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), Jacques Diouf, durante su intervención en la Conferencia bienal de los 192 países miembros, en la que se decidirán propuestas de una profunda reforma de la misma y se votará su presupuesto.

Diouf señaló que "ha llegado el momento de situar la agricultura de nuevo en el centro del desarrollo, teniendo en cuenta el contexto enormemente diferente de oportunidades y desafíos que ha surgido".

La agricultura es a la vez "el problema y la solución en lo que se refiere al cambio climático, las fuentes de energía, el agotamiento de los recursos naturales, los movimientos de población e incluso la salud y la seguridad de las naciones", advirtió.

Asimismo, es urgente el desafío de alimentar a una población de unos 9.000 millones de habitantes en 2050, lo que requerirá de "una segunda revolución verde destinada a doblar prácticamente la producción de alimentos en la primera mitad de este siglo".

La agricultura jugará un papel decisivo en las cuestiones clave a la que se enfrentará la humanidad este siglo y a Diouf le gustaría ver "la nueva agricultura alineada con una nueva FAO".

Así, recordó a los participantes que durante la reunión tomarán decisiones con "un profundo impacto en el futuro" de la organización y que se harán dentro de un nuevo contexto agrícola a nivel mundial.

Sobre el camino a seguir, Diouf indicó que la FAO estaba llamada a una "reforma con crecimiento" como resultado de la primera evaluación externa independiente realizada hasta ahora por la organización, que incluye más de 100 recomendaciones sobre cambios a realizar.

Esta reforma permitirá a la FAO desempeñar un papel "todavía más incisivo" para ayudar a reducir la cifra de 850 millones de personas que aún sufren de hambre y desnutrición, indicó.

La FAO ha propuesto celebrar dos reuniones centradas en los desafíos de la humanidad, en las que la organización puede tener una contribución fundamental.

Más noticias