Público
Público

El FMI cree que España no logrará el 3% de déficit al menos hasta 2018

Pronostica que no lo logrará al menos hasta 2018. Además, prevé que el déficit sea del 6% en 2012, y del 5,7% en 2013, por encima de lo pactado con la Unión Europea

PÚBLICO.ES / AGENCIAS

El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha vapuleado este martes las previsiones económicas del Gobierno de Rajoy. El organismo pronostica en su informe fiscal que España no cumplirá con los objetivos de déficit pactados con la UE para 2012 y 2013.

Es más, el FMI prevé que el objetivo marcado para 2013, del 3%, no se logrará al menos hasta el 2018, ya que en 2017 es el último año para el que realiza previsiones. Para este último año estima que el déficit español será del 4,1%.

El organismo cree que el Ejecutivo reducirá el déficit en 2012 al 6%, y en 2013 al 5,7%, en ambos años muy por encima de las previsiones del Gobierno español pactadas con la Unión Europea.

El FMI menciona en su análisis el plan presupuestario del Gobierno español para 2012, que complementa las medidas de consolidación fiscal de finales de 2011, y tiene en cuenta el objetivo del 5,3% de déficit propuesto por Madrid.

Pese a que el Fondo considera las medidas de consolidación fiscal "apropiadas", opina de manera escueta en el informe que hubiese sido preferible que fueran "ligeramente" más moderadas.

"El nuevo objetivo de déficit comprensiblemente tiene como objetivo una muy amplia consolidación y es en general apropiado, aunque un ajuste ligeramente más moderado, que se acomodase al desarrollo cíclico, habría sido preferible", indica el FMI.

En la anterior proyección sobre el déficit español, el FMI consideraba que en 2012 se situaría en el 6,8% y en 2013 bajaría hasta el 6,3%.

En el informe fiscal publicado hoy el FMI insiste en que la continuación de las medidas de consolidación fiscal en los países desarrollados mantendrá los déficit fiscales de las economías ricas en descenso hasta 2013.

No obstante, el organismo subraya que muchos países se han visto obligados a tomar medidas de recorte en "un contexto de severa presión de los mercados", al tiempo que expresa su preocupación por la posibilidad de que estos ajustes puedan afectar al crecimiento y a la actividad económica.

Más noticias de Política y Sociedad