Público
Público

Francia, "totalmente contraria" al envío de tropas a Libia

El ministro de Exteriores francés, Alain Juppé, afirma que sí están dispuestos a contribuir en la formación de las tropas rebeldes

EFE

El ministro francés de Exteriores, Alain Juppé, se ha mostrado hoy "totalmente contrario" al envío de tropas sobre el terreno a Libia y ha apoyado continuar los bombardeos para desestabilizar al régimen de Muamar el Gadafi.

En un encuentro con la prensa diplomática, el ministro galo ha asegurado que la presión sobre el líder libio está destinada a que haya defecciones, incluso en Trípoli, por lo que se ha mostrado favorable a esa vía.

Juppé tampoco ha aprobado el envío de fuerzas especiales para guiar a los bombardeos, tal y como pidió la víspera el presidente de la comisión parlamentaria de Asuntos Exteriores, Axel Poniatowsky.

Para el jefe de la diplomacia gala, son los rebeldes los que tienen que hacer el trabajo de fijar los blancos a los que tienen que dirigirse los disparos de las fuerzas de la OTAN. A lo más que está dispuesto París, ha dicho Juppé, es a contribuir en la formación de las tropas rebeldes, pero no ha precisado de qué manera pueden hacerlo.

Las declaraciones del jefe de la diplomacia gala coinciden con el anuncio de su homólogo británico, William Hague, de que su país enviará consejeros militares al Consejo Nacional de Transición libio (CNT).

El ministro francés ha confesado que la coalición internacional puede haber subestimado la capacidad de adaptación de las tropas de Gadafi y ha reconocido que la situación militar es "difícil y confusa", lo que hace necesario avanzar también en el terreno político.

Sarkozy se reunirá mañana con el presidente del Consejo Nacional de Transición libio

En este sentido, Juppé ha señalado que el Grupo de Contacto y el enviado especial del secretario general de la ONU pueden desempeñar un papel en la solución del conflicto. El jefe de la diplomacia francesa ha afirmado que el CNT es su principal interlocutor entre los rebeldes pero no el único, aunque ha reconocido que no el resto de las estructuras, que no ha precisado, no están muy organizadas.

Estas declaraciones se producen horas después de se anunciara que el presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, se reunirá mañana con el presidente del CNT, Mustafa Abdeljalil, para hablar sobre la situación en Libia y el proceso de transición democrática.

La presidencia francesa ha informado en un escueto comunicado de que ese encuentro se producirá en el Palacio del Elíseo, el mismo lugar en el que el pasado 13 de abril el jefe del Estado recibió a diversos representantes de la oposición libia.

Más noticias de Política y Sociedad