Público
Público

El Gobierno atiende la demanda de renovación de vehículos, que el sector cree insuficiente

EFE

El Gobierno ha atendido las reiteradas peticiones de un plan de renovación de vehículos demandado por el sector, pero éste las ha considerado "insuficientes", ya que sólo se beneficiarán unos 40.000 automóviles en los dos años propuestos de vigencia.

El ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, presentó hoy en comparecencia parlamentaria una iniciativa bautizada como Plan VIVE (Vehículo Innovaor-Vehículo Ecológico), que consiste en subvencionar una parte de los costes de financiación a cambio de la entrega para el achatarramiento del vehículo viejo con más de 15 años de antigüedad.

El campo de actuación de las ayudas se limita sólo a la compra de coches con emisiones de dióxido de carbono limitadas a menos de 120 gr/km, que ya se benefician de la retirada del Impuesto de Matriculación, como consecuencia de la aplicación de los nuevos tramos fiscales en función del poder contaminante.

Además, la oferta de renovación de vehículos formulada por el ministro afecta a 232 de los 3.775 de los modelos y versiones de automóviles que se ofertan en el mercado español, el equivalente al 6,1 por ciento.

Dicha oferta se constriñe aún más si se tienen en cuenta los vehículos a los que va dirigida la política de achatarramiento, con una antigüedad de más de 15 años, aproximadamente un 22 por ciento del parque automovilístico español.

En este porcentaje se incluyen buena parte de vehículos pesados y camiones, que quedarán fuera del intercambio de las concesiones económicas por achatarramiento.

Hasta ahora, la mayor parte de las ayudas económicas iban dirigidas a automóviles con una antigüedad superior a los diez años, que ocupan una cuota aproximada del 33 por ciento del parque automovilístico español y no se establecían acotaciones sobre el coche nuevo a comprar por el beneficiario.

En su intervención parlamentaria, Sebastián reveló que la propuesta, una vez concretada, tendrá una vigencia de dos años y es propósito del Gobierno articularla en un plazo no superior a los 45 días.

El ministro no concretó los pormenores de las ayudas económicas, aunque fuentes del sector consultadas por EFE indicaron que se pueden articular mediante la línea de créditos blandos del Instituto de Crédito Oficial (ICO).

También se maneja la posibilidad de que consistan en la reducción de hasta dos puntos en los tipos de interés de los préstamos de hasta cinco años de amortización a que se acojan dichas compras.

Sebastián explicó también que el triple interés que ha movido al Gobierno a arbitrar esta iniciativa es tratar de variar la tendencia de caída del mercado de los últimos meses con una medida que se considera de estímulo; favorecer la conservación medioambiental con la puesta en el parque de vehículos nuevos a cambio de viejos; y favorecer la seguridad vial con un rejuvenecimiento del parque rodante.

El sector no ha acogido con satisfacción las medidas, aunque valora el cambio de actitud del Gobierno sobre la necesidad de impulsar iniciativas que dinamicen el mercado y rejuvenezcan el parqué.

Luis Valero, director general de Anfac, dijo a EFE que las ayudas se concentran en un segmento de vehículos que ya se ha beneficiado de la eliminación del Impuesto de Matriculación y que es el que mejor sortea los avatares en la crisis de ventas de los últimos meses.

Más noticias de Política y Sociedad