Público
Público

Gran Bretaña vacunará a todos los menores de 5 años contra H1N1

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Por Robin Pomeroy

Gran Bretaña ampliará su programa devacunación contra la gripe pandémica H1N1 a todos los niños deentre 6 meses y 5 años, es decir a 2,7 millones de personas,dijo el jueves el jefe médico del Gobierno.

Aunque las tasas de infección con influenza H1N1 estándisminuyendo y los pronósticos más desalentadores fueronrevisados fuertemente a la baja, Liam Donaldson dijo que losniños pequeños aún corrían un riesgo importante.

"Si bien estamos viendo números relativamente altos depersonas, particularmente chicos, en hospitales y unidades deterapia intensiva, (...) estamos interesados en continuarluchando contra la enfermedad", dijo el funcionario durante unaconferencia de prensa.

Donaldson se negó a decir si el virus ahora estabadefinitivamente en retroceso. "Creo que es realmente demasiadopronto para decirlo", expresó.

Los nuevos casos de la denominada gripe porcina continúandisminuyendo en Inglaterra, con 53.000 registros la semanapasada, por debajo de los 64.000 de los siete días anteriores.

Pero la cantidad de niños menores de 5 años hospitalizadospor el virus H1N1 trepó en las últimas semanas, superando losniveles de julio, cuando se produjo el último pico deinfecciones. En total, en Gran Bretaña hasta el momentomurieron 214 personas por la cepa pandémica de gripe.

Con la decisión de vacunar incluso a los niños saludables,más de 12 millones de británicos son ahora candidatos a lavacuna. Muchos países europeos comenzaron sus campañas deinmunización contra la influenza H1N1, generalmente comenzandopor los grupos en alto riesgo.

Una primera fase del programa británico de vacunación,lanzado el mes pasado, apuntaba a las embarazadas, lostrabajadores sanitarios y otras personas consideradas en "altoriesgo".

Sin embargo, una encuesta publicada esta semana en larevista Pulse mostró que la mayoría de esas personas se negabaa recibir la inyección, posiblemente por temor a los efectos secundarios y al escepticismo frente a la severidad de lapandemia.

Donaldson, cuyo sondeo propio mostró que el 73 por cientode los padres vacunaría a sus hijos, desestimó el informepublicado en Pulse.

"Si los lectores de Pulse -médicos- realizaron un estudiode ese tipo y lo enviaron a una revista médica con reputaciónno debería haberse publicado. Era un sondeo de escala muypequeña", señaló el funcionario británico.

Más noticias en Política y Sociedad