Público
Público

Imposible convocar comicios en enero 2010 según la comisión electoral de Guinea

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las elecciones presidenciales no podrán celebrarse en Guinea el próximo 31 de enero porque técnicamente no se dan las condiciones para ello, anunció hoy el presidente de la Comisión Electoral Nacional Independiente (CENI), Ben Sekou Sylla, en una entrevista con el canal de televisión France 24.

"Es técnicamente imposible cumplir con la fecha anunciada anteriormente", dijo Sylla, quien recalcó que aún no se ha completado el padrón electoral y todavía no se ha hecho la petición de los materiales para la votación.

Según Sylla, desde la masacre del 28 de septiembre pasado, cuando militares y policías entraron al asalto en un estadio de Conakry, la capital guineana, y abrieron fuego contra una concentración de la oposición dando muerte a 150 personas, los proveedores de fondos han suspendido la financiación del proceso electoral.

El presidente de la CENI puntualizó que esa falta de fondos ha ocasionando retrasos que justifican un aplazamiento de los comicios.

Mientras tanto, el mediador de la crisis, el presidente de Burkina Faso, Blaise Compaoré, mantiene sus esfuerzos para lograr una salida con las delegaciones de la junta y de la oposición que se encuentran en Uagadugu, la capital de su país.

La junta guineana encabezada por el líder golpista, capitán Musa Dadis Camaraa, dijo hoy que no aceptará la candidatura de ninguno de los ex primeros ministros en las próximas presidenciales.

"Todos aquellos que han ocupado el cargo de primer ministro no podrán ser candidatos", dijo a los periodistas el jefe de la delegación de la junta y ministro de Información guineano, Idrissa Cherif.

Cherif acusó a los antiguos jefes de gobierno de saquear las riquezas del país y afirmó que todos ellos deberían ser juzgados por malversación de fondos públicos.

Aunque Cherif no mencionó a ninguno de los que podrían ver su candidatura invalidada, los analistas entienden que son los ex primeros ministros que lideran la resistencia a la junta: Sidya Touré, François Lonsény Fall y Cellou Dalein Diallo.

El presidente Compaoré propuso el pasado día 19 un plan para resolver la crisis que supone el mantenimiento de Camara como presidente de un Consejo de Transición y un gobierno de unidad nacional encabezado por un primer ministro surgido de la oposición.

Según el plan, Cámara, los demás miembros del Consejo nacional de Transición y los del gobierno de unidad sólo podrán presentarse como candidatos en las elecciones si renuncian a sus cargos, al menos, cuatro meses antes de los comicios.

La oposición agrupada en el Foro de las Fuerzas Vivas, ha rechazado la propuesta y exige la salida de Dadis Camara y la disolución de la junta y que el líder golpista, a quien consideran el máximo responsable de la matanza del 28 de septiembre, sea excluido de los comicios presidenciales.

Varias organizaciones de defensa de los Derechos Humanos y también el Comisario para el Desarrollo y la Ayuda Humanitaria de la Unión Europea (UE), Karel de Gucht, han pedido el procesamiento de Camara por delitos contra la humanidad.

Más noticias en Política y Sociedad