Público
Público

La Junta del OIEA se reúne en Viena para analizar la inspección en Irán

EFE

La Junta de Gobernadores del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) celebra a partir de hoy en Viena su reunión de verano, centrada en el polémico programa nuclear de Irán, considerado "preocupante" en algunos aspectos por el director general del organismo, Mohamed El Baradei.

Los 35 gobernadores de la Junta, el órgano ejecutivo del OIEA, debatirán sobre las actividades nucleares de Irán en base al más reciente informe de El Baradei sobre su investigación del programa atómico de la República Islámica.

En ese informe, el director general del OIEA acusa a Teherán de ocultar información sobre posibles actividades militares en su programa nuclear, lo que calificada como "preocupante".

Irán asegura que numerosas supuestas pruebas, entregadas al OIEA por Estados Unidos y otros países, son falsificaciones e insiste en que el dossier nuclear iraní ya está resuelto.

El informe confirma además que el programa de enriquecimiento de uranio avanza en Irán y podría alcanzar hasta finales del verano unas 6.000 centrifugadoras, pese a las repetidas advertencias del Consejo de Seguridad de la ONU, que exige su suspensión.

El uranio enriquecido es una material legal bajo derecho internacional pero especialmente delicado, debido a su posible doble uso, militar y civil.

El caso iraní fue denunciado por la Junta al Consejo de Seguridad de la ONU hace dos años, por lo que el foro del OIEA servirá como mero barómetro para ver si las principales potencias mundiales pueden alcanzar un consenso sobre más sanciones contra Teherán.

Las autoridades iraníes, por su parte, amenazaron en los últimos días con limitar su cooperación con el OIEA, debido a supuestas presiones ejercidas por ciertas potencias sobre el organismo.

Por otra parte, la Junta podría hablar en su reunión de Viena también sobre las supuestas actividades nucleares de Siria, uno de los principales aliados de Irán y enemigos de Israel.

La aviación israelí bombardeó en septiembre pasado una instalación de la que Washington asegura que se trata de una planta nuclear clandestina con fines militares.

Más noticias de Política y Sociedad