Público
Público

El líder indígena de Perú se refugia en la embajada de Nicaragua en Lima

El embajador dice que pronto se le concederá el asilo ya que "tiene las características de un perseguido político"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Alberto Pizango, el líder indígena amazónico que se encontraba en paradero desconocido desde el pasado viernes, se refugió en la embajada de Nicaragua en Lima, informó hoy el primer ministro de Perú, Yehude Simon.

'Acabo de recibir un informe de la embajada de Nicaragua, que dice que en la tarde de hoy se refugió el ciudadano Alberto Pizango, y el Gobierno (de ese país) lo ha aceptado', sostuvo Simon en una comparecencia ante la comisión de defensa del Congreso peruano.

Por su parte,  el embajador, Tomás Borge, dijo que aún no se le ha otorgado el asilo político. 'Me informaron de su asilo y estamos estudiando si por razones humanitarias le damos el asilo, pero todavía están estudiando el caso', indicó. Borge adelantó, sin embargo, que 'todo parece indicar' que se le otorgará el beneficio, pues el caso 'tiene las características de un perseguido político'.

El embajador también señaló que el Gobierno peruano puede manifestar su molestar si se otorga el asilo, tal como hizo Venezuela cuando Lima le dio similar beneficio al líder opositor, Manuel Rosales.

Pizango, líder de la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana (Aidesep), es acusado por el Gobierno de instigar los enfrentamientos que desde el pasado viernes han dejado un saldo de 24 policías y nueve nativos muertos, según cifras oficiales.

Los delitos de los que se le acusa, y por los que rige una orden de búsqueda y captura de la fiscalía de Lima, son los de sedición y homicidio calificado y ataque a las fuerzas armadas, cargos que podrían derivar en una sanción de hasta 35 años de cárcel, según juristas locales.

Pizango ofreció su última rueda de prensa, acompañado por otros dirigentes, el pasado viernes en Lima, cuando salió escoltado por políticos de izquierda, ante la amenaza de una orden de captura.

Desde ese momento, el paradero del líder indígena fue desconocido y dio pie a rumores que lo situaban desde en Bolivia, según informó en un primer momento la ministra del Interior, Mercedes Cabanillas.

Sin embargo, hoy su propia organización, Aidesep, aseguró que se encontraba en la misma ciudad de Lima y en contacto con el nuevo consejo directivo.

Los indígenas amazónicos promueven un paro indefinido de las comunidades selváticas desde el 9 de abril, que ha incluido cortes de carreteras, tomas de yacimientos petroleros y gasísticos, bloqueo de ríos, y continúa vigente.

La protestas alcanzaron su momento más álgido el pasado viernes, cuando el intento de desbloqueo de la carretera Belaunde Terry en la provincia amazónica de Bagua derivó en los fuertes enfrentamientos.

Más noticias en Política y Sociedad