Público
Público

La llama olímpica llegó a Pekín en medio de grandes medidas de seguridad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La llama olímpica llegó hoy, en medio de grandes medidas de seguridad, al aeropuerto de Pekín en el avión especialmente preparado por el Comité Organizador de los JJOO de Pekín (BOCOG) y fue recibida por Zhou Yong Kan, miembro del Politburó del Partido Comunista de China (Partido Comunista de China) encargado de los asuntos legislativos.

Liu Qi, presidente del BOCOG, que había recibido el fuego olímpico en Atenas, bajó las escaleras del avión transportando la antorcha, que tras la acogida será transportada a la Plaza de Tiananmen, donde a las 11 hora local se celebrará la gran ceremonia de bienvenida.

En la Plaza totalmente engalanada de banderas chinas y cerrada al público desde anoche, esperan desde tres horas antes periodistas y más de 4.000 artistas y voluntarios que participarán en la misma.

Para acceder a la plaza, rodeada de impresionantes medidas de seguridad, obligaron a quienes entraron en ella a pasar arcos detectores de metales y dejar en manos de la policía hasta los mecheros, según relató uno de los presentes en la ceremonia.

En una ceremonia en un monumento levantado en réplica a los círculos concéntricos del Templo del Cielo donde se hacían las ofrendas a los emperadores, se colocó el pebetero que albergará el fuego olímpico y que se separará en dos partes.