Público
Público

Llamazares pide el voto a los cristianos "de base", socialistas y "por la izquierda"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El líder de IU, Gaspar Llamazares, ha pedido hoy el voto de los "cristianos de base, de los cristianos por el socialismo y de los cristianos por la izquierda" que no están representados en la Conferencia Episcopal y tienen un Gobierno del PSOE "que pone una vela a Dios y otra al diablo".

En un acto electoral en el Palacio Euskalduna de Bilbao, Llamazares también ha insistido en que después del 9-M planteará al PSOE 25 medidas para negociar un posible Gobierno "de izquierdas".

Si los ciudadanos dan mayor representación parlamentaria a Izquierda Unida, ha añadido el candidato a la Presidencia del Ejecutivo, el PSOE tendrá que pactar un programa con su federación y "aceptar ministros y ministras de IU".

Para Llamazares, la jerarquía eclesiástica ha dado ya por perdida la campaña electoral y ahora "se prepara para hacer oposición con uñas y dientes al próximo Gobierno".

El líder de la federación ha comentado que después del 9 de marzo "la pregunta es si el PSOE en solitario seguirá tomando calditos y haciendo el caldo gordo a la Iglesia católica o si tendremos una fuerte IU que desarrolle la aconfesionalidad del Estado".

Ha pedido a los cristianos de base que pongan "todas su velas" a Ezker Batua y a Izquierda Unida.

El líder de IU ha aprovechado su intervención de Bilbao, ante más de 300 simpatizantes, para reafirmar su compromiso con la paz "en el mundo y en Euskadi".

Ha afirmado que no pedirá "perdón por haber intentado la paz", ya que "era necesario" y ha tachado de "obligación democrática" el proceso de paz.

Acto seguido, ha agregado que no hará como el PSOE de decir "no, nunca, jamás" a una negociación con ETA y que propugnará una negociación con la banda terrorista "si se abre una oportunidad de que ETA declare el cese definitivo de la actividad armada" para hablar de la entrega de las armas y la reinserción de los presos.

Llamazares ha especificado que las cuestiones "políticas" deberían ser discutidas sólo entre partidos, para lo que "tiene que haber interlocutores y no ilegalización de partidos".

"Desahuciada" ya la derecha, según Llamazares, "lo que se juega en esta campaña es si el PSOE" va a girar hacia la derecha porque consiga la mayoría absoluta o con un pacto con CiU o si "va a tener una fuerza potente" que le obligue a "un cambio de izquierdas".

Asimismo, ha avanzado las 25 medidas que planteará al PSOE después de las elecciones para conformar un Gobierno "de izquierdas", entre las que se encuentran la reforma del sistema electoral, una ley de libertades religiosas o una ley de interrupción voluntaria del embarazo.

Izquierda Unida negociará con los socialistas que se anule el Concordato con el Vaticano, un calendario de cierre con las centrales nucleares, fijar el salario mínimo interprofesional en 1.100 euros, una Vicepresidencia de Sostenibilidad y un Ministerio de la Mujer.

También propondrán al PSOE para formar Ejecutivo un impuesto especial sobre beneficios extraordinarios para las empresas financieras, una reforma de la ley general de Sanidad y un plan contra la precariedad laboral.

"IU es el voto más útil", ha añadido el candidato a la Presidencia del Gobierno, quien ha identificado a su federación con el sufragio "de los valores" de la solidaridad, la igualdad y la fraternidad.

Llamazares ha estado acompañado en este mitin por el consejero de Vivienda y Asuntos Sociales del Gobierno vasco y coordinador general de EB, Javier Madrazo, que ha pedido que la gente no se abstenga el 9-M, como ha pedido ETA, para "avanzar hacia la paz, la normalización, la convivencia o el reconocimiento del derecho a decidir".