Público
Público

Llorente dice que el Valencia debe mantener la regularidad para no renunciar a nada

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Manuel Llorente, presidente del Valencia, indicó hoy que el equipo debe tratar de mantener la regularidad de las últimas semanas de competición con el objetivo de no renunciar a nada en la recta final de la temporada.

El máximo dirigente del club valenciano subrayó la importancia que para el Valencia tiene mantenerse en los puestos de la clasificación que dan acceso a la Liga de Campeones en una mesa redonda ofrecida en la Universitat de València dentro del curso 'La Historia del Valencia CF'.

"Era importante alcanzar los primeros puestos de la clasificación. Ahora miramos también al primer puesto pero es necesario no descolgarse porque la Liga se decide en las últimas diez jornadas y estar en Liga de Campeones también es importante para conseguir nuevos ingresos económicos", explicó.

Llorente comentó que el Valencia, debido a su condición de ser "el tercer club de España", debe corresponder ese nivel con una presencia en la máxima competición europea que reporte "ingresos" y "autoestima" para la entidad valenciana, ya que los jugadores "también se crecen en esta competición y dan lo mejor de sí".

El presidente del Valencia reconoció que, para ello, el actual consejo prefirió comenzar un proyecto con la permanencia de los jugadores que había y valoró el hecho de que ahora la plantilla esté "muy compenetrada junto con el entrenador".

Manuel Llorente transmitió a los alumnos universitarios la importancia de conjugar en un club deportiva las gestiones económicas, deportivas y sociales ya que consideró necesario "tener un equipo competitivo con jugadores que tengan autoestima", que fue uno de los motivos por los que este verano no se vendió a David Villa.

"El consejo no tenía ningunas ganas de vender a Villa. Tuvimos muchas presiones y ofertas. Desde el punto de vista económico eran interesantes, pero hay que valorar las tres facetas y enseguida nos desmarcamos del camino en las negociaciones con el Real Madrid", recordó.

Sobre el apartado social, Llorente destacó que la ampliación de capital fue la "mejor forma de financiación posible" que reportó, junto con una "muy buena acogida por parte de la afición".

Sin embargo, el máximo dirigente de la entidad valenciana cuantificó en 15.000 el número de actuales abonados que no son accionistas, por lo que avanzó que "el fin de la Fundación Valencia CF será colocar sus acciones entre el mayor número de abonados posible".

Sobre la vertiente económica, Manuel Llorente señaló que el Valencia se encuentra en un proceso de "equilibrio de sus cuentas de resultados" puesto que "en los últimos años, se ha perdido mucho dinero" y ahora se sufren las consecuencias.

Respecto al nuevo estadio, el presidente del Valencia aseguró que tiene como objetivo lograr un acuerdo con las constructoras para retomar las obras del nuevo estadio y que no se paren hasta que "el terreno de juego se traslade allí".

Asimismo, comparó la venta de las parcelas del actual Mestalla y la posible entrada en concurso de acreedores de la empresa de Juan Soler, que todavía no ha pagado íntegramente la parcela que adquirió, como "un gran foso que hay que saltar" para continuar hacia delante.

"Las parcelas de Mestalla ahora sirven como garantía de créditos para satisfacer la refinanciación de las deudas que se han contraído pero su venta es necesaria", concluyó.

Más noticias en Política y Sociedad