Público
Público

Malkovich pasa factura al "apartheid" en "Disgrace"

EFE

La adaptación al cine de "la obra literaria en inglés mejor escrita de los últimos 25 años" brinda al ecléctico John Malkovich la oportunidad de transmitir la fractura social posterior al "apartheid", en la cinta de Steve Jacobs "Disgrace" presentada hoy en el Festival Cines del Sur de Granada.

Con estas palabras ha definido hoy Jacobs en rueda de prensa la novela del Premio Nobel de Literatura en 2003, J.M.Coetzee, que narra la vida de David Lune -personaje interpretado por Malkovich- y su hija Lucy en una granja al Este de Suráfrica tras recibir esta última una brutal agresión sexual a cargo de varios adolescentes negros, lo que pondrá a prueba la relación entre los dos personajes.

La cinta aborda la reflexión de ambos sobre su dignidad, herida por la difícil convivencia entre la minoría blanca y la mayoría negra que sobrevino en este país africano tras el desmantelamiento del régimen de segregación racial -"apartheid"- a principios de los noventa.

El dilema entre el odio y la reconciliación se dan así cita en este film, cuyo objetivo es "dar pie entre sus espectadores al mismo debate o incluso al conflicto" que el texto original de Coetzee despertó entre sus lectores, según Jacobs, quien se sintió atraído por esta obra debido a su "riqueza y complejidad".

Aunque fue publicado en 1999, el tema del libro es "totalmente actual" y la historia que narra "puede ser interpretada por cada uno a su manera" también hoy en día, ha aclarado.

El cineasta ha explicado que inicialmente pensó en el actor británico Ralph Fiennes en lugar de Malkovich para su película, aunque finalmente el protagonista de "El paciente inglés" desechó su participación en el proyecto.

Jacobs ha ensalzado la banda sonora del filme, compuesta por el australiano Antony Partos, quien entremezcla elementos musicales africanos y de música clásica alrededor del tema central "She walks in beauty", basado en el poema del mismo nombre obra de Lord Byron.

La guionista de la película, Anna Maria Monticelli, ha explicado por su parte en la rueda de prensa las dificultades que el equipo de rodaje tuvo para elegir a Jessica Haines, una joven actriz no profesional, para el papel de Lucy.

"El dilema era seleccionar a alguien que fuera perfecto para la película, o a alguien famoso que diera dinero", disyuntiva que a la postre se decantaría por Haines debido a su capacidad de "convicción", según la guionista, para mostrar el dolor que experimenta su personaje en la cinta.

"Disgrace", ganadora este año del Premio Internacional de la Crítica FIPRESCI en el Festival Internacional de Toronto, acompaña hoy a las cintas "Perfect life" y "Garapa" en la quinta jornada de la sección oficial del III Festival Cines del Sur.

Más noticias de Política y Sociedad