Público
Público

Messina: "Sólo los equipos mediocres se quejan de los árbitros"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El entrenador del Real Madrid, el italiano Ettore Messina, manifestó hoy que "sólo los equipos mediocres se quejan de los árbitros cuando van perdiendo".

El técnico consideró tras la victoria de su equipo ante el Armani Jeans Milán (82-69), en la quinta jornada de la Euroliga, que ahora están a tiempo de corregir errores en la atención que sus jugadores tienen, pero que más adelante estos le pueden costar una clasificación para unos "play-off" o, incluso, un título.

En ese sentido afirmó: "Seguimos trabajando para que nuestra actitud mental sea mejor".

Sin embargo, Messina se mostró satisfecho con el juego en la segunda parte, en la que se impusieron con un parcial de 25 puntos para sumar su décima victoria consecutiva entre partidos de la ACB, liga en la que no han perdido, y la Euroliga, donde sufrieron una derrota ante el Khimki ruso en la primera jornada.

Quitó importancia a la técnica pitada al jugador del Milán Michael Hall por protestar y encararse con el público cuando el partido llegaba a su final.

"Parece que el partido ha sido igualado hasta el tercer cuarto. Ellos han hecho muy buen partido, pero al final les ha faltado frescura y acierto", dijo el entrenador, que añadió que su equipo juega mejor cuando hace las rotaciones más largas.

Sobre el regreso de Felipe Reyes, que hoy volvió a las canchas tras más de dos meses de lesión en un gemelo, explicó a los periodistas en una rueda de prensa que el nivel del partido era "demasiado" para su pívot.

Preguntado por el encuentro de Novica Velckovic, máximo anotador del Madrid con 21 puntos, y su proyección, Messina consideró: "Tiene una ilusión positiva y, por el momento, no se está desviando".

El técnico del Milán, Massimiliano Bucchi, consideró que la técnica pitada a Hall marcó el encuentro, aunque dijo que no sabía si finalmente hubieran ganado en el caso de que no la hubieran señalado los árbitros.

Bucchi quiso felicitar al Madrid y elogió a sus hombres, que, consideró, que habían jugado "muy bien" hasta el minuto 35, momento de la falta de Hall.

El entrenador del Milán explicó que lo que había hecho su jugador estadounidense había puesto el encuentro en manos del Madrid y reconoció que el control de las emociones es parte del juego. Bucchi insistió en que en ningún momento Hall había insultado al público del Palacio Vistalegre.

Más noticias en Política y Sociedad