Público
Público

Miguel Sebastián realiza el primer contacto con una industria del automóvil en medio de la crisis

EFE

El ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, ha inaugurado hoy la séptima edición del Salón del Automóvil de Madrid, en un encuentro que ha significado su primer acercamiento a la industria del automóvil en medio de la crisis que afecta al sector.

La visita del ministro a este certamen, que se celebra en Ifema con 38 marcas -una decena menos que en su convocatoria anterior-, se ha producido antes de que se reúna con los representantes de las principales marcas y asociaciones del sector, quienes le trasmitirán en una reunión que se celebrará próximamente sus inquietudes sobre la crisis que afecta a la industria automovilística.

El presidente de Ford España, José Luis Machado, uno de los candidatos con más posibilidades a presidir la Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac), ha dicho hoy, durante la jornada de prensa dedicada a las presentaciones de vehículos en el salón del automóvil, que las fábricas españolas "corren un peligro real" ante la pérdida de ventajas competitivas.

Ha reclamado medidas de financiación accesibles y un plan de renovación del parque automovilístico para incrementar las ventas, tras hacer un pronóstico negativo para el sector, que según ha indicado, cerrará el mes de mayo con una caída del 20 por ciento en las ventas.

El discurso de hoy de Machado sintetiza parte de las preocupaciones que le han trasmitido algunos representantes de las principales marcas y asociaciones que exponen en el Salón del Automóvil de Madrid.

Aunque durante el recorrido inaugural de Sebastián fue el presidente de la asociación nacional de importadores Aniacam, Germán López, quién abordó al ministro para explicarle rápidamente la problemática del sector con el fin de intentar concertar una entrevista próximamente.

En su visita al Salón del Automóvil, el titular de Industria fue invitado a subirse a algunos de los vehículos expuestos en la feria, aunque mostró un especial interés por las unidades de baja emisión de dióxido de carbono (CO2), que conforman el 20 por ciento de la oferta del salón, según datos de la organización.

Al llegar al 'stand' de Hyundai preguntó expresamente por el modelo "i-bLue", un vehículo que en su versión de gasolina emite unos 95 gramos por kilómetro recorrido, y que cuenta con una versión propulsada por gas cuya emisión está por debajo de los 65 gramos de CO2 por kilómetro.

En el espacio de Seat el ministro fue recibido por los representantes de la marca con un "bienvenido a casa", y posteriormente se acercó a la nueva versión del "Ibiza", presentado hoy en primicia mundial, y que se perfila como el vehículo estrella de la compañía para este año.

Sebastián también recorrió los expositores de otras marcas para conocer los modelos "Volvo XC60", "Chrysler Grand Voyager" y "Audi Q5", además de algunos de los coches comercializados por Volskwagen como el "Passat CC", o el "Polo Bluemotion".

Más noticias de Política y Sociedad