Público
Público

Las negociaciones apuntan a tripartito griego dirigido por los conservadores

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los contactos entre los líderes políticos griegos continúan con el objetivo de cerrar hoy mismo un Ejecutivo de coalición en el que es segura la presencia de conservadores y socialdemócratas y al que se pretende sumar al partido de centro izquierda Dimar.

La ronda de contactos sigue hoy con una reunión entre el dirigente del socialdemócrata Pasok, Evangelos Venizelos, y el líder de Dimar, Fotis Kuvelis.

Ya ayer, Kuvelis presentó una serie de condiciones para que los 17 diputados que obtuvo su partido en las elecciones del domingo apoyen a una coalición entre Pasok y Nueva Democracia, el partido conservador que ganó los comicios.

La esencia de ese condicionante es la renegociación del programa de ajustes pactado con las instituciones internacionales, con medidas como la reducción de salarios y pensiones comprometida y la ampliación del plazo dado a Grecia para reducir su déficit, la medida que es más probable que Bruselas acepte.

Kuvelis también se reunirá hoy con el dirigente de Nueva Democracia, Andonis Samarás.

Aunque Venizelos insistió ayer en que la coalición incluya al mayor número de partidos posible, especialmente al izquierdista Syriza, segunda fuerza del país, la negativa de estos y de los nacionalistas de Griegos Independientes y la urgencia por cerrar un acuerdo apunta a que serán tres los socios de Gobierno.

Según el diario Kathimerini, Venizelos, cuyo partido quedó tercero el domingo, ya ha aceptado que el Ejecutivo esté liderado por Samarás. También es muy probable que el Gabinete incluya varios ministros sin afiliación política.