Público
Público

No todos los análogos de insulina son iguales contra la diabetes

Reuters

Por Megan Brooks

Algunos regímenes conanálogos de la insulina ayudarán a hasta dos tercios de losdiabéticos tipo 2 a mantener la hemoglobina A1C por debajo del7 por ciento, pero otros darán resultado en muchos menospacientes.

Un metaanálisis de 16 ensayos randomizados controladoshalló que los análogos basales de insulina ayudaban a muchosmenos pacientes que los análogos prandiales o bifásicos aalcanzar el nivel meta de A1C. Por otro lado, la insulina basalcausa menos hipoglucemia y aumento de peso que la bifásica.

"La mejor tasa de rendimiento se obtiene con un régimenbasal-bolo que con insulina bifásica, sin más riesgo dedesarrollar hipoglucemia o de engordar", escribe en la revistaDiabetes Care el equipo del doctor Darío Giugliano, de laSegunda Universidad de Nápoles, en Italia.

Pero, ¿qué es lo mejor para un paciente? "Es la preguntamás importante, pero la respuesta es 'depende'", respondióGiugliano.

"No existiría un régimen con insulina que, a priori, ayudea todos los diabéticos. Los médicos deben encontrar el másindicado para cada paciente, en cada estadio de la enfermedad ycon el menor riesgo de hipoglucemia", indicó.

Los diabéticos tipo 2 que no pueden alcanzar los nivelesmeta de A1C con la dieta, el ejercicio y los fármacos oralescada vez usan más análogos de la insulina.

Los ensayos seleccionados incluyeron a 7.759 pacientes. Lamayoría había sido multinacional y con fondos de la industria.Todos habían sido abiertos, durante entre tres y 36 meses y conpacientes de unos 58 años; el nivel promedio de A1C al iniciodel estudio había sido del 8,6 por ciento.

El equipo halló que una mayor posibilidad de alcanzar elnivel meta de A1C (por debajo del 7 por ciento) con la insulinabifásica y prandial que con la insulina basal. Aun así, lainsulina bifásica estuvo asociada con más casos de hipoglucemia(diferencia promedio de 0,34 casos por paciente en 30 días) yaumento de peso.

Pero el equipo destaca que la incidencia promedio dehipoglucemia en todas las comparaciones fue baja (0,4 casos porpaciente en 30 días), mientras que el aumento de peso se limitóa 1 kilo con la insulina bifásica y a 1,94 kilos con lainsulina prandial.

No hubo diferencia en cuanto al aumento de peso entre lainsulina bifásica y prandial y la combinación basal-bolo.

A diferencia de la insulina bifásica, el régimen basal-boloaumentó la posibilidad de alcanzar el nivel meta de A1C, sincausar más hipoglucemia o aumento de peso.

Según el equipo, en términos absolutos, el régimenbasal-bolo fue el mejor para alcanzar el nivel meta de A1C: un63,5 por ciento de los pacientes tratados con ese régimenalcanzó niveles de hemoglobina A1C por debajo del 7 porciento.

Las limitaciones del metaanálisis incluyeron una granheterogeneidad en algunas comparaciones, aunque, en la mayoríade los casos, los resultados fueron "cualitativamentesimilares". No hubo pruebas de sesgo de publicación.

En la mayoría de los estudios analizados, el seguimientofue corto, lo que impide sacar conclusiones firmes sobre laefectividad de largo plazo de los regímenes.

"Se necesitan más estudios sobre el efecto de los análogosde la insulina en las complicaciones diabéticas en el largoplazo", agrega el equipo.

FUENTE: Diabetes Care, enero del 2011

Más noticias