Público
Público

El Estado obtuvo un superávit de 8.015 millones hasta julio, un 17,7% menos

El Gobierno afirma que la moderación de los ingresos por IVA refleja la "desaceleración suave del sector de la construcción"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

MADRID (EUROPA PRESS)       

 

El Estado registró hasta julio un superávit de 8.015 millonesde euros en términos de Contabilidad Nacional, lo que equivaleal 0,77% del PIB y supone un descenso del 17,7% respecto al superávitde 9.734 millones obtenido en el mismo periodo del año anterior,según informó hoy el Ministerio de Economía y Hacienda.     

 

En declaraciones a Europa Press, el secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, explicó que el recorte del superávit respectoa los siete primeros meses de 2006 se debe, principalmente, 'aldiferente calendario de pagos a las comunidades autónomas respecto
al pasado año'.

 

Financiación autonómica

 

Así, el adelanto del pago de la liquidación definitiva del sistema de financiación autonómica ha supuesto un gasto adicional de unos 5.500 millones de euros respecto al pasado año, al haberserealizado este pago en julio de 2007, mientras que en 2006 serealizó en octubre.     

De hecho, los pagos crecieron el 8,8%, hasta los 78.617 millones,frente a los ingresos, que ascendieron a 86.632 millones de euros,con un incremento del 5,6% respecto al mismo periodo de 2006.

 

Además, precisó que 'a estas alturas' es posible anticiparque la previsión de superávit para el conjunto del año realizadapor el Gobierno 'se cumplirá con comodidad'.
  

Crecen los ingresos por imposición directa

 

Según Ocaña, los 'importantes' incrementos por recaudaciónde IRPF e Impuesto de Sociedades revelan una 'evolución claramentepositiva'. Concretamente, en lo que se refiere a la evolucióndel primero de ellos, el secretario de Estado de Hacienda afirmóque constata que 'el mercado de trabajo sigue creando empleo'.  

 

El IVA recoge la desaceleración de la construcción

 

Asimismo, Ocaña explicó que la moderación del IVA ha recogidouna reducción de la recaudación procedente del sector inmobiliario,reflejo de la 'suave desaceleración' del sector de la construcción,que 'poco a poco pierde algo de peso'. Con todo, consideró queeste proceso 'es bueno'.

Más noticias en Política y Sociedad