Público
Público

La OPEP recorta su producción mientras sigue la caída del crudo

Reuters

Por Peg Mackey y Michael Georgy

Una reunión de emergencia de la OPEP celebrada el viernes alcanzó un acuerdo para recortar la producción de crudo en 1,5 millones de barriles por día (bpd) en un esfuerzo para detener la profunda caída en el precio del petróleo.

El crudo referencial estadounidense se ha desplomado en casi el 60 por ciento desde un récord registrado en julio de 147,27 dólares el barril. El viernes bajó a menos de 63 dólares antes de recuperarse levemente.

El ministro del Petróleo de Arabia Saudí, Ali al-Naimi, dijo que la OPEP acordó recortar su producción de crudo en 1,5 millones de barriles diarios a partir del 1 de noviembre.

"La decisión fue directa", dijo Naimi al terminar la reunión.

Naimi dijo que la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) "hará lo que sea necesario para equilibrar el mercado".

En Estados Unidos, el mayor consumidor de energía del mundo, los precios del crudo y la debilidad económica han sido factores de peso en la campaña presidencial para la elección de noviembre.

"Siempre ha sido nuestro punto de vista que el valor de las materias primas, incluyendo el petróleo, debería ser determinado en mercados abiertos y competitivos, y no por esas decisiones de producción anti-mercados", dijo el viernes Tony Fratto, un portavoz de la Casa Blanca.

Previo a las conversaciones de casi dos horas, que finalizaron antes del mediodía (1000 GMT), los ministros en la OPEP tenían consenso en la necesidad de reducir la producción, pero no se ponían de acuerdo sobre la extensión de cualquier recorte.

Los ministros afirmaron que tenían que equilibrar sus propias necesidades con las de la golpeada economía mundial.

"Cualquier recorte no debería afectar el mercado (financiero) mundial", dijo el ministro de Petróleo de Kuwait, Mohamed al Olaim.

Arabia Saudí y otros productores del Golfo Pérsico que tienen requerimientos de precios relativamente bajos y están nerviosos ante una posible mayor debilidad de la demanda de los países consumidores ante la situación económica mundial.

Venezuela e Irán, que son más dependientes de lo altos ingresos del petróleo, estaban entre los que deseaban un recorte mayor, en algunos casos de hasta 2 millones de bpd.

Más noticias de Política y Sociedad