Público
Público

La policia de Zimbabue dice que detuvo a 39 opositores en su sede por razones sanitarias

EFE

La policía antidisturbios registró hoy las oficinas del opositor Movimiento para el Cambio Democrático (MDC) en Harare y detuvo a 39 personas "por razones sanitarias".

"Algunos de ellos ni siquiera son empleados de las oficinas del MDC. Estamos investigando y pondremos en libertad a quienes no hayan cometido ningún delito", afirmó el portavoz policial, Wayne Bvudzijena.

"No fue un allanamiento, acompañamos a inspectores de Salud Pública y de Bienestar Social y trasladamos a esas 39 personas a un centro de rehabilitación al este de Harare", afirmó el portavoz policial más tarde.

"Recibimos información de que la situación era un desastre desde el punto de vista sanitario. Sólo estamos interesados en la salud de esa gente", añadió Bvudzijena.

Por su parte, el portavoz del MDC, Nelson Chamisa, aseguró a Efe que la policía se llevó detenidas a más de 60 personas que habían acudido a la sede central del partido opositor tras ser atacadas y heridas por seguidores del gubernamental ZANU-PF.

"Arrestaron a todos los que se encontraban en el edificio, incluido aquellos que habían venido en busca de asistencia médica.La policía está tratando de destruir la evidencia de su brutalidad", dijo Chamisa.

Por otra parte, la Comisión Electoral de Zimbabue (ZEC, en inglés) dijo hoy que la segunda vuelta de los comicios presidenciales se llevarán a cabo el próximo viernes pese a que el MDC anunció el domingo que se retiraba de la contienda.

El líder del MDC, Morgan Tsvangirai, dijo ayer en una rueda de prensa que no se presentará a la segunda vuelta de las presidenciales debido a la creciente campaña de violencia e intimidación lanzada contra sus seguidores por el régimen del presidente zimbabuense y su rival en los comicios, Robert Mugabe.

En una entrevista telefónica desde Harare con la radio y televisión estatal sudafricana, SABC, el presidente de la ZEC, George Chiwese, dijo que la Comisión no ha recibido "ninguna notificación oficial" acerca de la retirada de alguno de los dos candidatos en las elecciones.

"En lo que a nosotros concierne, nada ha cambiado y tendremos una elección el viernes", dijo Chiwese, quien puntualizó que "los candidatos conocen las normas" en lo que se refiere a una retirada de los comicios.

Según el directivo de la ZEC, "si alguien quiere retirarse, no debe hacerlo a través de los medios de prensa, sino en una comunicación, por escrito, a la Comisión Electoral, y eso aun no ha sucedido".

Chiwese afirmó tajantemente que "la segunda ronda de las presidenciales irá adelante".

"Logísticamente, todo está listo, la ZEC está preparada y esperamos que los votantes concurran a los más de 900 centros electorales distribuidos en todo el país", dijo el funcionario.

Por su parte, el portavoz oficial de la Unión Nacional Africana de Zimbabue-Frente Patriótico (ZANU-PF), Patrick Chinamasa, dijo que el partido en el Gobierno no se ha tomado en serio la retirada de los comicios anunciada por Tsvangirai.

"La ZANU-PF continuará con su campaña electoral hasta el último minuto y luego marchará hacia la victoria", dijo Chinamasa, quien rechazó de plano las aseveraciones de Tsvangirai de que la violencia política contra los seguidores del MDC es la causa de su retirada de los comicios.

Tsvangirai explicó a los periodistas que continuar en la campaña y participar en las elecciones significaba agresiones físicas y hasta la muerte para sus seguidores.

"Las milicias, los veteranos de la guerra de la independencia y el propio Mugabe han dejado claro en varias ocasiones que cualquiera que me vote en la segunda vuelta de las elecciones se enfrenta a una posibilidad muy real de ser asesinado", dijo Tsvangirai.

Más noticias de Política y Sociedad