Público
Público

Una querella aviva la guerra de poder en Repsol

Imputado el presidente de Sacyr por presunto delito societario. Brufau, ante un consejo clave

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El enfrentamiento entre el primer accionista de Repsol, la constructora Sacyr, y el presidente de la petrolera, Antonio Brufau, eleva su temperatura. En plena guerra por el mando de Repsol, la constructora conoció ayer que su presidente, Luis del Rivero, ha sido imputado por una jueza de Madrid tras admitir una querella ligada a una operación ajena a la petrolera: la fusión de la empresa de autopistas Europistas, que Sacyr compró en 2006, con su filial Itínere. Esta querella por resolver arroja sombras sobre la imagen de Sacyr, que es vista como una intrusa por una parte del consejo de Repsol, según fuentes próximas a este.

Los querellantes, varios accionistas minoritarios con 700.000 títulos de Itínere (que inicialmente tenían acciones de la absorbida Europistas), acusan a Del Rivero de los presuntos delitos de maquinación para alterar el precio de las cosas y delito societario por imposición de acuerdos abusivos y administración desleal.

El auto al que ha tenido accesoPúblico , que ha dictado el Juzgado de Instrucción número 3 de Madrid, tiene fecha del pasado 28 de octubre. Pero no se notificó hasta ayer.

La querella acusa a Del Rivero de 'hinchar' el valor de Itínere para que la constructora aumentara 'artificialmente' su participación final en la fusionada 'en detrimento de los accionistas de Europistas'.

Los querellantes aseguran que Sacyr incumplió su compromiso de excluir de bolsa Itínere

Por otro lado, los querellantes aseguran que Sacyr incumplió su compromiso de excluir de bolsa Itínere. Si bien, obvian que tuvo el visto bueno de la Comisión Nacional del Mercado de Valores. Incluye, asimismo, otras presuntas irregularidades como ocultación de datos sobre participaciones o distribución de costes de la salida a bolsa fallida de Itínere.

El abogado de los minoritarios es Felipe Izquierdo, que ya intentó encausar al fundador de la inmobiliaria Astroc, Enrique Bañuelos, en un proceso en la Audiencia Nacional que ha quedado en el aire. También recurrió a esta instancia en su primera querella contra Sacyr, pero fue rechazada.

La constructora, por su parte, pedirá archivar la causa. Ayer defendió que la que-rella 'carece de fundamento' y que su actuación fue 'en todo momento acorde a la ley'.

Las tensiones llegan en un momento crucial para la petrolera

Con esta querella sobre las espaldas, Del Rivero acude mañana a un consejo clave para la petrolera, ya que, por primera vez, Brufau se enfrentará a un accionariado que recela de algunas de sus decisiones, como el recorte del dividendo (del 19%, hasta 518 millones) o el lento ritmo de las desinversiones de Repsol. Ni Sacyr, con el 20% del capital, ni La Caixa, con el 12%, están de acuerdo, pero fuentes próximas a las dos partes coinciden en que no lo plasmarán en el consejo, que sólo vota el dividendo.

Las tensiones entre Repsol y su primer accionista llegan en un momento crucial para la petrolera. Sólo en Brasil, gran vector de crecimiento futuro, la empresa necesitará invertir hasta 10.000 millones para desarrollar los gigantescos yacimientos submarinos hallados. Un esfuerzo que la petrolera no puede permitirse por sí sola, según ha advertido Brufau, por lo que estudia incorporar a socios o sacar a bolsa parte de su negocio. Es la única concesión que parece dispuesto a hacer Brufau ante Sacyr.

La polémica filtrada a la prensa por el recorte del dividendo de Repsol propuesto por Brufau no es el fondo de esta batalla. Sacyr se juega 104 millones, que guardará para el crédito de Repsol, pero no arreglan su deuda, y 63 millones, La Caixa, un pellizco. Las fuentes consultadas coinciden en presentarlo como una batalla de egos entre Luis del Rivero, que quiere hacer valer el peso de Sacyr como primer accionista, y Brufau, que defiende el plan estratégico de Repsol como 'la biblia', aunque ya se va abriendo a modificarlo. La Caixa media, pero no apoya a Sacyr.

Más noticias en Política y Sociedad