Público
Público

Rajoy elude responder si España pedirá ayuda al fondo de rescate

El presidente del Gobierno califica de "reconfortante" la intervención del presidente del BCE, que provocó que se disparase la prima de riesgo. Italia no reclamará ser rescatada aunque Monti no descarta pedir ayudas que per

IÑIGO ADURIZ

"Ya le he respondido con meridiana claridad". Esta frase del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, pronunciada por él tras ser repreguntado sobre si el Ejecutivo tiene pensado pedir el rescate a la Unión Europea, ha provocado una sonada carcajada entre las decenas de periodistas -españoles, italianos y de otros países- presentes en la rueda de prensa conjunta que han ofrecido el jefe del Ejecutivo español y el primer ministro italiano, Mario Monti. Porque lo cierto es que Rajoy no ha aportado ni un atisbo de luz a esa incógnita que ha despertado el comunicado del presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, al no anunciar la compra de deuda soberana por parte de la institución que dirige.

Rajoy y Monti han comparecido ante la prensa en el peor escenario posible. Pocos minutos después de que Draghi hiciera público su comunicado y, en reacción a éste, con la prima de riesgo escalando a marchas forzadas, y las bolsas española e italiana cayendo en picado. La pregunta era recurrente, a raíz de que el presidente del BCE instara a los gobiernos con problemas a acudir al fondo de rescate en el caso de necesitar ayuda.

"¿Pedirán el rescate?", les han preguntado a ambos mandatarios tras su reunión en La Moncloa, que se ha prolongado durante más de dos horas y media. El primero en responder ha sido el primer ministro italiano. "No sé si Italia acudirá" a las ayudas, ha dicho Monti, que ha recalcado que su Ejecutivo "valorará" las fórmulas propuestas por el BCE para solucionar el problema de la deuda, descartando en cualquier caso el rescate total. "Las ayudas, las acciones de acompañamiento para evitar primas de riesgo excesivas las tendremos que analizar, pero en este momento no son necesarias", ha insistido el dirigente italiano tras serle requerida una respuesta en una segunda ocasión. Antes ha querido dejar claro que "toda la política europea" que ha puesto en marcha su Ejecutivo "se ha planteado para no tener que pedir esas ayudas".

A su lado, Rajoy optaba por las evasivas. A diferencia de lo que han opinado los inversores internacionales, para el presidente del Gobierno el comunicado hecho público por Draghi aporta "aspectos muy positivos" por ir en la senda de lo acordado en las reuniones del Consejo Europeo de los pasados 28 y 29 de junio a favor de la "irreversibilidad del euro" y del "avance de la unión bancaria y consolidación fiscal". "Es importante escuchar que el euro es irreversible", ha dicho el presidente del Gobierno, sin entrar en detalles sobre las ayudas que tendrá que pedir España para poder financiarse. "Es reconfortante", ha añadido.

Preguntado en una segunda ocasión y, directamente, sobre si el Ejecutivo se plantea pedir el rescate a fondos europeos, Rajoy se ha mantenido en esa misma línea refiriéndose a la escalada de la prima de riesgo: "El BCE dice que hay un castigo que no es justo a la deuda de algunos países de la Unión Europea. Incluso dice que ese castigo está relacionado con los temores de la no irreversibilidad del euro", ha espetado. Y, sin aclarar si pedirá o no ayudas, el presidente del Gobierno ha querido dejar claro que no va a hacer "cosas distintas" de los últimos meses, sin descartar, por tanto, la adopción de medidas "duras y difíciles, que no van a gustar a los españoles". Sobre el rescate, ni palabra.

En lo que sí han coincidido ambos mandatarios es en valorar de forma positiva la reunión del BCE de este jueves. Al igual que Rajoy, Monti ha resaltado el hecho de que el máximo organismo bancario europeo se comprometa con los objetivos marcados en el Consejo Europeo de finales de junio. Además, ha considerado que Draghi ha constatado que "los mercados financieros no reflejan rápidamente los efectos de las políticas económicas de cada país".

Monti dice que la prima de riesgo "no es sólo un problema de cada país" La opinión de Monti sobre el comunicado del BCE ha sido tan favorable que ha considerado que si bien se esperaba la intervención del mecanismo de estabilidad de la UE para ayudar a los países en riesgo, ahora "se va más allá, porque el BCE está expresando su intención de intervenir directamente", a través de las ayudas. "No veo ningún paso hacia atrás. Veo continuidad", ha zanjado.

Monti ha insistido en que el problema de la prima de riesgo "no es sólo un problema de cada país" sino que lo es "de toda la eurozona". También lo ha valorado así Rajoy, que ha asegurado que estamos ante "un momento capital" para el euro, y que él está decidido a "dar la batalla" por la moneda única y por "más Europa". Los dos dirigentes han consensuado un comunicado en el que coinciden en señalar que las medidas acordadas en el último Consejo Europeo "deben ser puestas en marcha cuanto antes de forma que los instrumentos y mecanismos acordados estén disponibles para ser utilizados si es necesario".

Más noticias de Política y Sociedad