Público
Público

Rajoy vincula la protección medioambiental a la viabilidad económica

El presidente del Gobierno aboga por una "economía verde" siempre que sea rentable y genere empleo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

¿Medio ambiente sostenible? Sólo económicamente. Mariano Rajoy dejó claro este jueves en Río de Janeiro sus prioridades en esta materia: aboga por una 'una economía verde' siempre que sea rentable y genere empleo.

'Estoy convencido de que el medio ambiente sólo puede preservarse si incorporamos su valor económico a nuestras decisiones como gobernantes. Lo que no sea viable desde el punto de vista económico, no podrá sostenerse y, a la vez, algo que no sea sostenible medioambientalmente, no será útil económicamente', dijo el presidente del Gobierno n la Conferencia de la ONU sobre desarrollo sostenible Río+20 que se celebra en la ciudad brasileña.

Rajoy empleó buenas palabras para alertar de los retos a los que se enfrenta el mundo en el siglo XXI, como el uso sostenible de la energía. Abogó por 'incentivar un mayor peso de las energías renovables en el mix energético', cada vez más eficientes y baratas gracias a los avances tecnológicos.

Otro de los desafíos es la presión demográfica, ya que en 2050 la población mundial superará los 9.000 millones de habitantes, lo que exige, en opinión de Rajoy, mejorar los sistemas productivos en la agricultura y el uso del agua.

El uso sostenible de los recursos marinos, mediante la protección de la biodiversidad de los ecosistemas y la continuidad de la actividad pesquera, erradicar la pesca ilegal y proteger a las especies en peligro de extinción.

Rajoy, acompañado en la cumbre por los ministros de Fomento, Ana Pastor, y de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, apuntó que el desarrollo sostenible es el único camino para reducir progresivamente la pobreza y las desigualdades y lograr un mundo 'más estable, más seguro y más próspero para todos'.

Ha mostrado así su compromiso con los Objetivos de Desarrollo del Milenio de la ONU, a los que España ha contribuido con casi 1.000 millones de dólares, pero advirtió de que que no es el momento de crear nuevos objetivos que distraigan los esfuerzos de la comunidad internacional.

Antes de asistir a la conferencia, se ha citado con la colectividad española en la Casa de España y ha lanzado un mensaje de confianza ante la crisis: 'Con arrojo, determinación y paciencia y marcando una línea y no separándonos nunca de ella vamos a salir adelante'.

Tras esta jornada en Río, Rajoy viaja mañana, viernes, a Sao Paulo para reunirse con empresarios y respaldar el trabajo de las compañías españolas en esta potencia emergente.