Público
Público

El relator especial de la ONU critica a España respecto al acceso a vivienda pero ve mejoras

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El relator especial de la ONU sobre el derecho a una Vivienda Adecuada, Miloon Kothari, afirmó hoy que está preocupado por el acceso a la vivienda en España para personas de bajos ingresos y grupos vulnerables, pero reconoció que el Gobierno ha dado "pasos positivos" en 2007.

En su presentación hoy ante el Consejo de Derechos Humanos de su informe sobre España -en el que critica el gran aumento de los precios experimentado en los últimos años, el escaso cupo de viviendas subsidiadas y la especulación inmobiliaria, entre otros aspectos-, Kothari afirmó que "desde mi misión, las autoridades han tomado algunas medidas positivas".

Entre ellas, citó las ayudas para el alquiler establecidas para jóvenes, y las medidas adoptadas por el Ministerio de Vivienda para luchar contra el acoso inmobiliario.

Kothari, quien visitó España en noviembre de 2006, insistió, no obstante, en que está "preocupado" por el acceso a una vivienda digna para las personas de bajos ingresos y grupos vulnerables, y dijo que los altos precios hacen que "los pobres se vean desplazados del centro de las ciudades a la periferia".

También expresó su preocupación por la situación de los trabajadores inmigrantes, especialmente en el sur de España, donde en muchos casos viven en "viviendas claramente inadecuadas".

El embajador de España ante la ONU, Javier Garrigues, en su respuesta al informe de Kothari, hizo una defensa de la política de vivienda española alegando, precisamente, que desde la misión del relator ya se ha puesto remedio a muchas de las deficiencias.

"España valora positivamente el informe realizado por el relator especial, pero considera que su vigencia y exactitud han disminuido considerablemente con el transcurso de los meses, ya que la mayor parte de la información corresponde al año 2006", dijo.

El diplomático destacó que en los 16 meses transcurridos desde la visita del relator "han variado de forma importante algunos indicadores como el incremento del precio de la vivienda, la construcción de vivienda protegida financiada por el Estado o la demanda de viviendas en alquiler".

"En noviembre de 2006 el precio de la vivienda se incrementaba en torno al 10 por ciento anual. Actualmente esta cifra se ha reducido a menos de la mitad, a un 4,8 por ciento, muy cerca del incremento general de precios en España", afirmó Garrigues.

"Esto significa que desde la visita del relator a España la tasa de incremento del precio de la vivienda se ha reducido cerca de un 55 por ciento", destacó.

En su informe, Kothari señala, entre otros datos, que "en Madrid y Barcelona, los precios se incrementaron más del 100 por ciento entre 1997 y 2007", y que desde principios de la década de los 2000, sólo el 6,3 por ciento de las viviendas eran subsidiadas, contra una medida del 13,7 por ciento en la Unión Europea.

Entre las medidas adoptadas por el Gobierno en el último año, el embajador citó la aprobación de la Ley de Suelo "que lucha contra la corrupción y la especulación y favorece la sostenibilidad", y dijo que se han dado pasos "para combatir el acoso inmobiliario y proteger e informar a los ciudadanos".

Agregó que se ha atendido a las necesidades de grupos vulnerables, por ejemplo con el establecimiento de ayudas al alquiler para jóvenes de hasta 210 euros mensuales.

Dijo también que las personas con discapacidad y mayores de 65 años pueden recibir hasta 3.100 euros para las mejoras de accesibilidad, y que "las víctimas de la violencia de género y del terrorismo reciben facilidad para cambiar de vivienda y ayudas directas para el pago del alquiler de hasta 2.880 euros al año".

Y citó igualmente otras ayudas acordadas para las familias numerosas y para atender las necesidades concretas del pueblo gitano en relación a la vivienda.