Público
Público

San Gil gana el pulso y adelanta el congreso del PP vasco a julio

La líder del PP vasco abrió la caja de los truenos el pasado día 11 al anunciar que había perdido confianza en Mariano Rajoy

GUILLERMO MALAINA

María San Gil ganó ayer el pulso con los sectores del PP en Euskadi más próximos a Mariano Rajoy. Durante más de cuatro horas, medio centenar de dirigentes y cargos públicos conservadores participaron en un intenso y, por momentos, agrio debate sobre la conveniencia de adelantar el próximo congreso regional a julio, en lugar de celebrarlo tras las elecciones vascas.

La líder del PP vasca abrió la caja de los truenos el pasado día 11 al anunciar que había perdido confianza en Mariano Rajoy por las dificultades que había tenido que afrontar en la redacción de la ponencia política sobre cuestiones tan básicas para ella como el concepto de nación. Las aguas se desbordaron en la organización definitivamente poco después. La mayor parte del PP vasco no entendió que San Gil convocase una rueda de prensa el mismo día en que ETA asesinaba al guardia civil Juan Manuel Piñuel y anunciase en su comparecencia su propósito de adelantar el congreso.

En esta coyuntura de tensión interna, medio centenar de dirigentes y cargos populares asistieron a la reunión más trascendental de los últimos 20 años en Euskadi en la sede del partido en San Sebastián. Dirigentes del peso como el líder del PP en Álava, Alfonso Alonso -fichado por Rajoy para su equipo de confianza- mantuvieron un duro duelo dialéctico. Al final, la propuesta de adelantar el congreso resultó aprobada por 28 votos a favor, uno en contra y 32 abstenciones.

Más noticias de Política y Sociedad