Público
Público

Trabajadores irregulares en las obras del AVE

Detenidos dos empresarios por contratar a operarios brasileños con documentación falsa

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Dos semanas después de la llegada del AVE a Barcelona, la Jefatura Superior de Policía ha detenido a dos empresarios en la capital catalana y El Prat de Llobregat, por explotar supuestamente a extranjeros en situación irregular que trabajaban en las obras de la línea de alta velocidad a su paso por territorio barcelonés.

Los arrestados son los responsables de la subcontrata Monzón Obras SL, V.T.S de 68 años y oriundo de Monzón (Huesca) y P.F.M.S, de 62 años y procedente de Teruel, informó ayer el diario El Mundo. La operación concluyó con el arresto de otros 13 ciudadanos brasileños, que se valieron de documentos falsos para ser contratados como trabajadores portugueses.

Esta actuación surgió, en un principio, tras una denuncia presentada por el sindicato CCOO por un exceso de horas de trabajo en las jornadas laborales. Quedaba entonces una semana para inaugurar el trazado entre Madrid y Barcelona. Pero el personal de la Inspección de Trabajo detectó que las irregularidades iban más allá.

'Los detenidos han colaborado con la Policía, revelando información sobre los responsables de la firma Monzón, que tenían conocimiento de los DNI falsificados. Por ello no serán expulsados' de España, según aseguró Ghassan Saliba, secretario de inmigración de CCOO.

Niegan los hechos

En un principio, los dos empresarios arrestados negaron conocer esta situación. Pero según la declaración de los trabajadores, no sólo estaban enterados, sino que se aprovechaban de esta circunstancia para pagarles menos que a los demás peones.

Entre diciembre de 2007 y el pasado 28 de febrero, fueron detenidos 22 operarios brasileños. Pero nueve de ellos fueron liberados por contar con la documentación correspondiente. La empresa Monzón Obras SL tendría en su nómina a 140 trabajadores, de los que 60 procederían de Portugal.

'Si un inspector encuentra alguna ilegalidad en materia de extranjería, debe reportarlo al Estado, pues la Generalitat no tiene competencias. Pero si es por seguridad y riesgos, entonces sí dirige el acta a Treball', explicaron fuentes del departamento catalán.

Cumplir la normativa

Fueron los agentes del Cuerpo Nacional de Policía quienes tuvieron que constatar las irregularidades, después de que el Ministerio de Fomento se pusiera en contacto con la Generalitat para que ordenara el control de la normativa laboral.

'Lo más común es que los inspectores recurran a la Policía cuando se trata de actuaciones de esta envergadura, especialmente donde hay más de una entrada y salida en el puesto de trabajo', indicó Ghassan Saliba.

La Unidad contra las Redes de Inmigración y Falsificación Documental (UCRIF) comenzó a investigar el caso desde el pasado mes de noviembre. Ya entonces, Público informó sobre presuntas irregularidades en las obras del tren de alta velocidad.