Público
Público

Los trabajadores que reducen su jornada por culpa de la crisis se duplican en un año

En pleno debate para reducir la jornada laboral como medida estrella para aliviar el paro, en el tercer trimestre 127.000 trabajadores ya redujeron su horario de trabajo.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

En pleno debate sobre la reforma laboral y, en especial, sobre la reducción de la jornada al estilo alemán como emblema con el que reducir el paro, sucede que 127. 000 personas ya lo han hecho en el tercer trimestre del año, según un informe de la patronal de las grandes empresas de trabajo temporal, Agett, y el Centro de Prediccion Económica (Ceprede). En el mismo periodo del año pasado fueron 48.100 los trabajadores que se vieron obligado a hacerlo.

De estos trabajadores, dice el informe que 34.900 lo hicieron como resultado de una regulación de empleo (ERE), cifra 20 veces superior a la de igual periodo de 2008, mientras que 92.800 trabajadores vieron reducida su jornada a causa de paros parciales por razones técnicas o económicas, duplicando el número de afectados de un año atrás (46.400).

En total, si se tienen en cuenta otras causas, los ocupados que trabajaron menos horas en este trimestre ascendieron a 924.200, la mayoría por enfermedad, accidente o incapacidad temporal (440.000) o por estar disfrutando de un permiso de maternidad (108.000).

Sin embargo, aunque estos casos son los más numerosos, los motivos para reducir las horas trabajadas que más se han incrementado en el último año son las regulaciones de empleo y los paros parciales, precisamente las dos causas más relacionadas con la crisis.

De hecho, Agett y Ceprede destacan en su informe que el número de ocupados que se encuentran en estas circunstancias (127.700) es muy superior al de la crisis del periodo 1992-1994.

El número de trabajadores que ha reducido su jornada laboral es superior a la crisis del 92


Así, frente a los 34.900 afectados por regulaciones de empleo registrados en el tercer trimestre de este año, en igual periodo de 1993 la cifra era de 29.100. El contraste es aún mayor entre los afectados por paros parciales, que en el tercer trimestre de este año se situaron en 92.800, es decir, 75.200 más que en la crisis del 92.

Según se explica en este estudio, las ramas de actividad más afectadas por los paros parciales en el tercer trimestre de 2009 fueron la construcción, que aglutinó al 25% de los afectados; la industria manufacturera (20,8%), y el comercio (11,1%).

El mismo esquema se repite en las regulaciones de empleo, si bien en este caso es la industria manufacturera la que concentra un mayor número de ocupados que han recortado sus horas de trabajo por culpa de un ERE, con un 77,4%.

A raíz de este informe, el presidente de Agett, Francisco Aranda, manifestó que, pese al crecimiento exponencial de las fórmulas de flexibilidad interna que está provocando la crisis, el uso de éstas todavía es 'marginal' en España.

'Si tal y como prevemos, el ajuste del empleo se da especialmente en el de carácter indefinido en los próximos trimestres, habrá que fomentar este tipo de soluciones como alternativa al despido', concluyó Aranda.

Más noticias en Política y Sociedad