Público
Público

Tropas de la ISAF asaltan la casa de una diputada y matan a un pariente

EFE

Un pariente de una diputada afgana ha muerto en el este afgano en el asalto a su vivienda por tropas de la ISAF, según varias fuentes oficiales, aunque la organización mantuvo que se trataba de un individuo que se disponía a disparar contra sus soldados.

El suceso ocurrió anoche en el distrito de Surkh Rod, en la provincia oriental afgana de Nangarhar, y según dijo a Efe el portavoz del gobernador provincial, Abdul Ghafoor, el fallecido es cuñado del hermano de la diputada nacional afgana Safia Sediqui.

El hermano de Sediqui, Abdul Hadi, contó a Efe que "varios cientos" de soldados estadounidenses asaltaron su casa, en la que realizaron tareas de búsqueda durante cuatro horas, y tomaron fotografías de todos los miembros de su familia.

La propia diputada, quien según Hadi no se encontraba en la vivienda en el momento de los hechos, explicó hoy a la agencia afgana AIP que sus vecinos en el barrio confundieron a las tropas extranjeras con ladrones y empezaron a gritar pidiendo ayuda.

"Uno de mis parientes salió de su casa con una pistola y fue disparado por las tropas extranjeras", dijo la diputada, que amenazó con llevar el asunto al Parlamento y al presidente, Hamid Karzai.

La Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad (ISAF) emitió sin embargo un comunicado en el que solo explicó que sus tropas mataron anoche a "un individuo armado" mientras perseguían a un sospechoso talibán en la provincia de Nangarhar.

"Las fuerzas de seguridad intentaron que el individuo bajara el arma con señales de mano y órdenes verbales con su intérprete afgano. El individuo ignoró las órdenes repetidas, levantó su arma y apuntó a las tropas, y entonces fue abatido", aseguró la ISAF.

Decenas de afganos salieron esta mañana a las calles de Surkh Rod, donde ha tenido lugar el funeral, para denunciar los hechos y pedir la retirada de Afganistán de las tropas de la OTAN, dijo a Efe por teléfono un residente de la ciudad, Abdul Matin.

La ISAF anunció que llevará a cabo una investigación junto a las fuerzas de seguridad afganas para determinar lo sucedido y analizar la operación.

Según un informe de la ONU, 2.412 civiles perdieron la vida a causa del conflicto armado en 2009.

Más noticias de Política y Sociedad