Público
Público

Los turistas extranjeros se dejaron 4.000 millones menos

España perdió cinco millones de visitantes en 2009 por la crisis

ANA TUDELA

La crisis ha puesto una oscura nube en esa inmensa fuente de riqueza que son el sol y las playas españolas. Un buen número de británicos y alemanes, pobladores habituales desde hace décadas del litoral y las islas en verano, optaron este año por quedarse en sus países de origen en espera de que la recesión escampe y, en el caso de los primeros, la libra recupere un cambio más favorable con el euro. Con ellos se quedaron sus carteras.

La Secretaría de Estado de Turismo, dependiente del Ministerio de Industria, tiene ya en su poder datos preliminares sobre el gasto de los turistas internacionales en España en 2009: algo más de 48.000 millones de euros. La cifra supone un descenso del 6,8% respecto al año anterior o, lo que es lo mismo, cerca de 4.000 millones de euros.

Para hacerse una idea de lo que puede suponer una caída de esta magnitud, el Fondo de Economía Sostenible que el Gobierno ha puesto en marcha para activar la economía española este ejercicio tiene una dotación de 5.000 millones de euros.

Se trata además de la primera caída del gasto total de los turistas extranjeros desde 2003, ya que el año pasado, aunque se produjo ya una reducción en el número de visitantes, el gasto total creció por el aumento del gasto medio por turista.

En 2009, llegaron a España cinco millones de turistas menos que en el ejercicio anterior, situándose el total en unos 52 millones de visitantes, el 8,7% menos.

El secretario de Estado de Turismo, Joan Mesquida, que presentó ayer los datos preliminares del sector a cierre de 2009, se mostró satisfecho por que la llegada de turistas extranjeros se haya reducido menos de lo esperado hace unos meses, cuando la estimación de caída rondaba el 10%.

La disminución del turismo foráneo se vio contrarrestada en parte por el turismo doméstico. Los residentes en España realizaron 174 millones de desplazamientos dentro del país, un 3,3% más que en 2008. Los españoles también incrementaron sus salidas a otros países, en concreto un 12,5%.

Mesquida destacó que, aunque el sector turístico perdió un 2,1% de afiliados a la Seguridad Social durante el pasado ejercicio, la tasa de paro en el sector se sitúa cinco puntos por debajo de la media nacional, que es del 17,9%. El sector turístico español ocupa a 2,25 millones de personas.

La mala imagen de Air Comet

El secretario de Estado reconoció que el cierre de Air Comet cuando tenía miles de billetes vendidos "no da una buena imagen" de España y recordó que "no es la primera vez que ocurre", en referencia a Air Madrid. Mesquida se mostró sin embargo tranquilo porque "el mercado reorienta estas situaciones, como también lo hizo con Air Madrid".

 

Más noticias de Política y Sociedad