Público
Público

UPyD recibirá 441.864 euros anuales al conseguir grupo parlamentario

Disfrutará, además, de varias ventajas políticas, como entrar en los cupos de preguntas e interpelaciones al Gobiern

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

UPyD ha peleado casi hasta el último momento para conseguir grupo parlamentario propio. La alianza con Foro Asturias, el partido de Francisco Álvarez Cascos, ha implicado caer en notables contradicciones. Es un 'donde dijo Digo digo Diego' que reporta muchos beneficios, tanto económicos como políticos.

Los grupos parlamentarios del Congreso reciben una subvención fija mensual de 28.597 euros y otra que varía en función del número de diputados que lo conforman y para la que se aplica un ratio de 1.645 euros al mes por parlamentario, según han detallado a Europa Press fuentes de la Cámara Baja.

Una subvención fija mensual de 28.597 euros y otra que varía en función del número de diputados que lo conforman. Para calcular se aplica un ratio de 1.645 euros al mes por parlamentario, según han detallado a Europa Press fuentes de la Cámara Baja.

Obviamente, tener grupo propio permite a una formación política disponer de esas subvenciones íntegramente, mientras que, estando en el Grupo Mixto, se han de repartir las cuantías con el resto de componentes, salvo las que corresponden por escaño. Lo mismo ocurre con los asistentes que facilita la Cámara.

En el caso de UPyD, le corresponde 8.225 euros al mes por sus cinco diputados y, al obtener grupo propio, sumará íntegros los 28.597 euros mensuales del grupo, mientras que en el Mixto debería repartir esta cantidad con otras ocho formaciones. Con la ayuda del partido de Francisco Alvarez Cascos, el grupo parlamentario de UPyD se asegura recibir 441.864 euros anuales.

Funcionar como grupo parlamentario comporta otra ventaja económica futura: sólo los partidos que con grupo tiene derecho al envío gratuito de propaganda electoral en las elecciones generales y recibirán del Estado 22 céntimos por cada elector de cada circunscripción en las que se haya presentado lista al Congreso y al Senado, en concepto de subvención por el envío gratuito de propaganda electoral (mailing).

El partido de Rosa Díez tendrá acceso a información clasificada y secretos oficiales

Estas subvenciones son independientes de las que el Estado otorga, en un pago único, a los formaciones políticas que obtienen en unas elecciones generales. En concreto, se abonará 21.633,33 euros cada escaño del Congreso y del Senado, más 83 céntimos por voto a la Cámara Baja y 33 al Senado siempre que esos sufragios se traduzcan en escaños.

Tener grupo propio supone también grandes ventajas políticas. Así, la formación que cuenta con él tiene garantizado al menos un representante en todas las comisiones parlamentarias, y en la Diputación Permanente, así como voz propia en la Junta de Portavoces y capacidad para intervenir en todos los debates en igualdad de condiciones, mientras que dentro del Grupo Mixto hay que repartirse tiempos de intervención y asientos en las comisiones.

Sólo los partidos  con grupo tiene derecho al envío gratuito de propaganda electoral

En las sesiones de control, tener grupo propio posibilita entrar en los cupos de preguntas e interpelaciones al Gobierno, así como ventajas a la hora de incluir sus proposiciones no de ley en los plenos, pero en el Grupo Mixto todo ese 'pedazo de tarta' debe distribuirse a partes iguales.

Poseer grupo propio permite, además, que uno de sus diputados pueda tener acceso a información clasificada y secretos oficiales, a controlar la actividad del CNI y a recibir información sobre el uso de los gastos reservados que maneja el Ejecutivo. Tradicionalmente sólo formaban parte de este 'club' los portavoces titulares de los grupos parlamentarios hasta que en 2004 se aceptó a una persona del Mixto, que debe contar con el aval de los grupos mayoritarios (en los últimos años lo logró Francisco Jorquera, del BNG).

Más noticias en Política y Sociedad