Público
Público

UPyD veta que su Consejo se elija por listas abiertas

La democracia interna abre la primera fisura en el partido de Rosa Díez

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El pasado 29 de marzo, Unión Progreso y Democracia (UPyD) celebró un Consejo Político para aprobar el reglamento y funcionamiento de su primer Congreso, previsto para este otoño. La cita se cerró con polémica a cuenta de una enmienda, finalmente no aceptada, encaminada a conseguir mayor democracia interna, una de las banderas electorales del partido que preside Rosa Díez.

El autor de la citada enmienda, Javier Carroquino, coordinador de UPyD en Aragón, pretendía el establecimiento de listas abiertas para la elección del Consejo de Dirección, el máximo órgano de dirección política del partido. No lo consiguió. Su propuesta decayó al obtener sólo 15 votos a favor de los 103 emitidos. El texto definitivo, colgado en la web del partido recoge que el citado órgano, formado por 21 miembros, será elegido 'por el voto individual, directo y secreto de la totalidad de los afiliados incluidos en el censo del Congreso mediante listas completas, cerradas y bloqueadas y de acuerdo al sistema de voto mayoritario'.

La enmienda de Carroquino perseguía, según su autor, 'aplicar internamente' las mismas propuestas que el partido al que pertenece predica de cara al exterior.

Es decir, 'la no concentración de poder en un órgano'. No en vano, el programa con el que Rosa Díez concurrió a las elecciones apostaba por la implantación de 'sistemas electorales de listas abiertas y/o desbloqueadas que refuercen las autonomía de los parlamentarios respecto a las burocracias de los partidos'.

En conversación con este diario, Carroquino insiste en que con su iniciativa no pretende 'perjudicar al partido'. 'Sólo quiero que se democratice más', aclara. En este sentido, mantiene que de su postura no debe deducirse que se esté juzgando la ideología del partido, 'sino dos modelos organizativos distintos'.

Señala, además, que pese a que la enmienda es una iniciativa 'individual', hay gente en UPyD 'que piensa parecido'. ¿Por qué no votaron entonces a favor? Carroquino tiene varias explicaciones: que se votó a mano alzada, que llegó tarde a los consejeros y que Rosa Díez 'lo planteó como un plebiscito: o la enmienda o ella'. En el partido rechazan de plano esta versión.

En el entorno de la líder de UPyD, señalan que todas las enmiendas fueron debatidas 'en igualdad de condiciones'. Además, recuerdan que UPyD no retiene 'a nadie'.

'A nadie se le obliga a estar aquí'. También señalan que Rosa Díez no ha mantenido contacto con Carroquino en estos días porque 'no está para hablar con él'. Mientras, Carroquino reflexiona sobre su futuro: 'Hay dos posibilidades. Una es abandonar el partido. La otra es seguir con él y defender las ideas en las que creo'.

Más noticias en Política y Sociedad